Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!
  • Hoy 26 - Zárate - 12.4° / 12.6°
    • Nublado
    • Presión 1013.29 hpa
    • Humedad 87%
  • Hay un único imputado acusado de ser el homicida

    17/4/2012
    Scan the QR Code

    Leé desde tu celular

    Desde la semana pasada se desarrolla en el Tribunal Oral de Campana el juicio por el asesinato de Enrique Bautista González quien fue encontrado muerto, en proximidades de la ruta Panamericana en Zárate en mayo de 2009.
    El único imputado en el hecho, Ángel David Surraco pidió el viernes declarar ante el Tribunal que integran los doctores Liliana Dalsasso, Daniel Roppolo y Elena Barcena.
    En su nueva testimonial el imputado aseguró que nunca “quiso que pasara lo que paso” y afirmó tener un “gran cariño y aprecio por la victima” a quien señaló que le disparó accidentalmente mientras ambos tenían prácticas sexuales sadomasoquista dentro del Fiat 147 de González. “A él le gustaba tener sexo mientras le apuntaba con un arma en la cabeza y en un momento se movió de golpe y ahí se me disparó el arma”, aseguró el imputado, quien sin embargo no pudo explicar al Tribunal por qué si fue un accidente no fue en busca de ayuda para González. “No sabía que hacer después de lo que pasó, por miedo no lo llevé al hospital, solo quería que el auto desapareciera”, se justificó Surraco quien reconoció que él había comprado el arma a “conocidos del barrio” supuestamente por pedido de la victima.
    La mayoría de los testigos, peritos y policías que declararon en las distintas audiencias complicaron la situación del imputado aportando elementos en apoyo de la acusación de la fiscal de juicio, Dra.Laura Vivas, quien intenta probar que fue un homicidio criminis causa, es decir que el imputado mató a González para robarle el auto y luego venderlo a alguien a quien previamente se lo había ofrecido. “Yo no quise robar el auto, él me lo prestaba cuando se lo pedía”, se defendió el imputado. Incluso un joven -quien declaró a pedido de la defensa- ratificó la relación sentimental entre victima y victimario, como así también que la victima le prestaba su auto a Surraco, y dijo que él también participaba de encuentros con los dos.
    Esta semana se leerán los alegatos y antes de fin de mes se podría conocer el veredicto del Tribunal.
    Recordemos que el cuerpo de González fue hallado el 31 de mayo de 2009 a un costado de la ruta Panamericana luego de que había desaparecido en la noche del 23 de ese mes, tras dejar a sus padres en una fiesta en el centro de Zárate.
    González, de 34 años, era portero de un edificio pero además se desempeñaba como miembro de la Sociedad Española de Zárate.

    El acusado declarando ante el Tribunal Oral.