• Hoy 22 - Zárate - 3.8° / 4°
    • Despejado
    • Presión 1039.89 hpa
    • Humedad 73%
  • Aprueban crear un servicio de emergencia médica municipal

    12/3/2014
    Scan the QR Code

    Leé desde tu celular

    Con casi una hora de demora se llevó a cabo hoy en la mañana la sesión pública extraordinaria del Concejo Deliberante de Zárate solicitada por la oposición. Con un desarrollo polémico y después de un cuarto intermedio, se aprobó el expediente más controversial de los cuatro presentados por los legisladores municipales. Se trata de la creación, por ordenanza, de un servicio municipal de cobertura de emergencias médicas en la vía pública, actualmente adjudicado a la empresa Vittal.
    Los bloques opositores ingresaron cuatro expedientes que fueron tratados ayer. Su abordaje en el recinto permiten vaticinar un año legislativo complejo para el oficialismo.
    En primer lugar, se aprobó por unanimidad el pedido de informes elevado al Ejecutivo municipal sobre las acciones llevadas a cabo en el marco de la emergencia de seguridad decretada en enero pasado.
    En segundo lugar, con el voto de la mayoría opositora, se aprobó la modificación del artículo primero de la Ordenanza N° 4144. La misma se relaciona con la creación del “Fondo Permanente de Obras Municipales”, cuya finalidad es la financiación total o parcial de las mismas, en algunos casos con el adelanto en concepto de tasa de Seguridad e Higiene.
    A través de la modificación, la oposición buscó fijar un límite a los adelantos de tasas porque sostienen que puede comprometer a administraciones futuras. Esto no fue acompañado por el oficialismo.
    En tercer lugar, el proyecto de ordenanza de las facciones opositoras para reformar el reglamento interno del Concejo Deliberante, a fin de ampliar la cantidad de miembros de las comisiones fue girado a comisión para su análisis.
    Por último, el tratamiento sobre tablas del proyecto de creación del servicio municipal de cobertura de la emergencia médica en la vía pública, fue el que más controversia generó, al punto tal que los ediles del oficialismo se retiraron del recinto.

    EXPEDIENTE CONTROVERSIAL
    Bajo la consideración de que es el Estado municipal el que debe hacerse cargo directamente de la prestación de ese servicio y los resultados negativos de la prestación que realiza Vittal, los ediles del Frente Renovador, apoyados por el resto de los bloques presentaron el proyecto que ayer se transformó en ordenanza. Sin embargo, cabe destacar que el intendente tiene la facultad de vetar.
    Mientras los ediles opositores consideran que responde a una necesidad de la ciudadanía que no ve garantizado su derecho a la atención médica en la vía pública o establecimientos públicos como escuelas, el oficialismo sostiene que tiene que ver con cuestiones políticas para “esmerilar” la gestión del intendente Osvaldo Cáffaro.

    “Quieren esmerilar la gestión”

    Los concejales de Nuevo Zárate explicaron por qué se retiraron del recinto de sesiones ayer durante la votación. Ratificaron su actitud y sostienen que el objetivo de la posición es opacar la administración del intendente Osvaldo Cáffaro.
    “Ni este bloque, ni esta gestión le da la espalda al pueblo, sobradas cuentas hay desde el 2007”, expresó la presidente del bloque oficialista, Ana Laura Alleman. “Nos retiramos del recinto porque esta ordenanza es terrible de la manera en la que la están planteando”, aseguró.
    Criticó la imposición del peso de la mayoría con la que cuenta unida la oposición, con la que evitaron el debate del proyecto. “Esto no es una modificación de una ordenanza cualquiera, se está creando un servicio público sobre tablas, sin debate”, argumentó. “No somos necios, no desconocemos que el servicio debe ser mejor, pero no entendemos con qué causales estos concejales piensan dar de baja un servicio público que se licitó públicamente”, agregó.
    Por su parte, Aldo Morino, presidente del Cuerpo Legislativo dijo que la puesta en práctica de la ordenanza “es inviable”. Principalmente porque el tiempo en el que se pretende que se ponga en práctica.
    “No se puede, en 30 días, generar recurso humano capacitado para este nuevo sistema, comprar ambulancias, contar con un espacio físico, no hubo proyección de costos económicos, hay todo un trabajo que no se ha hecho, es un proyecto copiado de otro lugar y es para la tribuna, creo que hay otros métodos intermedios para mejorar la situación y esto es poco serio, por eso la actitud de Nuevo Zárate, tenemos que ser serios a la hora de hablarle a la ciudadanía”.
    “Quieren recortar los ingresos del Municipio y, a su vez, que preste más servicios para ponerlo en crisis”, expresó Morino haciendo referencia a la modificación de la Ordenanza N° 4144 (ver nota principal) y la creación del nuevo servicio. “Lo único que les interesa es eso”, añadió, “se pretende esmerilar la gestión del intendente proponiendo cosas de imposible realización”.

    “Le dieron la espalda al pueblo”

    Luego de la sesión, consultados por los medios, los concejales de la oposición se refirieron al desarrollo de la asamblea. Cuestionaron la actitud del oficialismo en el tratamiento de la ordenanza que crea un servicio municipal de emergencias médicas.
    “Acá hay que destacar que 10 concejales de distintas extracciones políticas nos pusimos de acuerdo en pos de trabajar para la gente que nos dio el mandato popular”, dijo el presidente del Frente Renovador, Jorge Blanco. “Estamos convencidos de que la emergencia en la vía pública tiene que ser municipal porque es una responsabilidad del Municipio brindar el servicio a la gente en forma gratuita”, añadió. Asimismo, sostuvo que “si el plan de salud es contratar a Vittal (concesionaria del servicio) y desperdiciar nuestro dinero, estamos en desacuerdo”.
    Por su parte, la presidente del Frente Progresista, Irene Guehenneuf sostuvo que la ordenanza sancionada ayer está basada en la realidad y en la entrevista mantenida con el ex subsecretario de Salud, Fabio Crudo. “Nos mostró con números el estado deficiente que tenía el servicio de emergencia en la ciudad”, indicó.
    Respecto a la actitud de los ediles de Nuevo Zárate, quienes se retiraron del recinto antes de la votación del expediente, el ex integrante de la bancada dijo que “le dieron la espalda al pueblo porque se le están cortando los circuitos de negocio”.
    Quien hace poco conformó un bloque unipersonal, Facundo Ocampo, del Frente Renovador (+a) dijo que el proyecto “es un grito de la calle y de las escuelas”.
    El concejal Luis Luna, socialista dentro del Frente Progresista aseveró que la “la intención no es obstruir la gestión al intendente, sino corregir las cosas que creemos que son deficientes”.

    Sólo opositores: La sesión de hoy, sin el oficialismo en el recinto.

    Sólo opositores: La sesión de hoy, sin el oficialismo en el recinto.