• Hoy 26 - Zárate - 20.8° / 22.5°
    • Lluvia
    • Presión 1026.85 hpa
    • Humedad 76%
  • La película de Beltrami rodada en Zárate se presentó en el festival de Pinamar

    21/3/2014
    Scan the QR Code

    Leé desde tu celular

    Entre las decenas de películas que integraron la 10° muestra de cine argentino-europeo “Pantalla Pinamar”, festival dirigido por Carlos Morelli, se presentó el documental de Abel Beltrami, Tango, Pasión, Amor y Sexo, rodada, en parte, en Zárate.
    Además de films argentinos, en los que se destacó Wacolda de Lucía Puenzo, se exhibieron películas de Italia, Hungría, India y Suiza.
    En diálogo con LA VOZ, Beltrami dijo sentirse satisfecho por la repercusión de su película de 63 minutos de duración en el que amalgaman tramas, personajes y escenarios enraizados en los orígenes de la música ciudadana.
    “Para mí fue un éxito, la gente se paró y aplaudió”, expresó sobre la respuesta de las 350 personas que vieron su film el martes de la semana pasada en la exhibición durante el festival.
    Se reconoce “no muy tanguero” pero sí como “un estudioso del tango”. En ese contexto, “Tango, Pasión, Amor y Sexo” es la segunda de una secuela relacionada con ese género popular. Primero rodó “Tango, Canción de Buenos Aires” y la última de la trilogía será “El Compadrito”.
    “El tango es pasión por lo que genera el baile, amor se da o no a través del contacto con la pareja, el sexo es el siguiente paso, aunque puede que no pase nada, pero la tensión sexual se genera en esa unión de los cuerpos”, explicó sobre las razones del título.
    Respecto a los niveles cinematográficos que encontró en Pinamar, el cineasta dijo que fueron “muy buenos”. Principalmente mencionó a los italianos como “buenos realizadores” aunque dijo que con los de la India se llevó “una sorpresa enorme”.
    La película está protagoniza la actriz Florencia Mendizábal, una directora de teatro independiente y actriz de gran trayectoria. Su coprotagonista es Raúl Puertas, un bailarín argentino procedente de Estados Unidos.
    La historia no solamente se refiere a la historia del tango sino que, a través de los personajes entre músicos y bailarines se ilustran los inicios del género del dos por cuatro. También el film plantea el problema social de esa época, la vida rioplatense y el surgimiento del tango como un producto eminentemente popular, comunitariamente forjado por los trabajadores humildes del proletariado urbano y los elementos marginales que definieron a la estratificación social.
    Fue rodado principalmente en un conventillo de San Antonio de Areco y contó con varios escenarios de Zárate, entre ellos la Quinta Jovita, la calle Dorrego, inmediaciones de Celulosa Argentina y la casa de los hermanos Homero y Virgilio Expósito, de hecho cuenta con una participación especial de Mónica, hija de este último.
    PROYECTOS
    El festival de Pinamar le permitió a Beltrami tomar contacto con referentes diplomáticos de Italia, quienes elogiaron su film e invitaron a participar del festival de Sicilia.
    Al respecto, informó que existe una posibilidad de rodar allí un proyecto que ya cuenta con el libro de su propia autoría, “Los Italianos en la Tierra del Diablo”. El mismo cuenta la historia de los primeros inmigrantes arribados al puerto de Buenos Aires en el siglo XIX. Proyecto Los Italianos en la Tierra del Diablo cuyo libro ya fue escrito.

    Carlos Morelli y Abel Beltrami en Festival de Pinamar.

    Carlos Morelli y Abel Beltrami en Festival de Pinamar.