Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!
  • Hoy 18 - Zárate - 18.9° / 19.2°
    • Lluvia
    • Presión 1031.98 hpa
    • Humedad 89%
  • “La llave para el control de la enfermedad y la curación es la detección precoz”

    14/4/2014
    Scan the QR Code

    Leé desde tu celular

    Gastón Berman es Cirujano General , especialista en Cirugía Oncológica dedicado a la Mastología y Reconstrucción Mamaria. Es médico integrante del Departamento de Mastología del Instituto de Oncología “Ángel H. Roffo”, y realiza consultas y cirugías de patologías benignas, oncológicas y reconstructivas en nuestra ciudad, en la Clínica Privada del Carmen. Tuvimos la oportunidad de hablar con él sobre el cáncer de mama y su detección temprana.
    El cáncer de mama es un problema relevante para la salud pública de Argentina, ya que es la primera causa de muerte por tumores en mujeres. Anualmente, se producen 5400 muertes por esta enfermedad y se estima que se producirán 18.000 nuevos casos por año, lo cual representa el 17,8% del total de incidencia de cáncer en Argentina. “1 de cada 7 mujeres que viva hasta los 90 años de edad va a padecer esta enfermedad”, indica el especialista.
    Existen tres tipos de cáncer de mama, el esporádico, que afecta a la población en general (70-80% de los casos), donde no hay antecedentes familiares de cáncer de mama; el heredofamiliar, donde la paciente tiene antecedentes de cáncer de mama pero no puede demostrarse la alteración genética (15-20% de los casos); y el de tipo genético, donde existe un patrón génico que puede detectarse en laboratorio. Los dos genes mejor caracterizados son los llamados BRCA1 y BRCA2, cuyas mutaciones confieren un riesgo aumentado de tener cáncer de mama y ovario, especialmente en mujeres jóvenes (5-10% de los casos).
    “En esta enfermedad no existe la prevención primaria, por eso es tan importante la prevención secundaria, o sea la detección temprana”, comenta el Dr. Berman. Hay factores de riesgos que son inmodificables, como el ser mujer y la edad de la paciente (a mayor edad, mayor riesgo), pero hay otros factores que sí pueden modificarse como los hábitos higiénicos-dietéticos, el sobrepeso luego de la menopausia, el sedentarismo, y el consumo de alcohol en proporciones mayores a las recomendadas. De todas maneras, es muy bajo el impacto que tienen en la prevención de esta enfermedad.
    “Realizamos la prevención secundaria basada en el control por medio de un examen físico, mamografía y ecografía, si es necesario”, indica el Dr. Gastón Berman. De esta manera, el profesional afirma que una mujer que no tiene antecedentes familiares de cáncer de mama tiene que comenzar a realizarse el auto examen de mama a los 18 años en forma rutinaria. Todas deberán realizar sus controles médicos una vez por año y su ginecólogo o mastólogo podrá indicar una ecografía en caso que la paciente presente una mama muy densa, si se palpa algún nódulo o refiera dolor.
    “Generalmente la primera mamografía se realiza a los 35 años y este estudio le servirá a la paciente para comparar durante toda su vida la evolución de sus mamas. A partir de los 40, el control anual con el mastólogo o ginecólogo consistirá en el examen físico, mamografía y ecografía de mamas”, explica el Dr. Berman.
    “Aquellas mujeres que tengan antecedentes familiares deben comenzar sus controles mamográficos 10 años antes de la edad de diagnóstico del familiar afectado. Por ejemplo, si la madre tuvo cáncer a los 38, la paciente deberá comenzar el control a los 28 años.”Las pacientes con riesgo elevado de cáncer de tipo genético deben realizar asesoramiento genético, y en el caso de detectarse la mutación, deben realizar mamografía y RMN a partir de los 25 años”, explica el Dr. Gastón Berman
    La detección precoz permite realizar cirugías como la cuadrantectomía, que conservan la mama. En Clínica del Carmen se realiza dicha intervención y en la misma también se evalúa la axila a través del ganglio centinela.
    En la actualidad, la Reconstrucción Mamaria es considerada parte integral del tratamiento del cáncer de mama y permite mantener y/o mejorar su imagen corporal de las pacientes.
    El Dr. Berman, dedicado a esta disciplina, nos explica: “Toda mujer a la que se le extirpó la mama en el pasado, que debe hacérselo en el presente o que evolucionó con secuelas del tratamiento conservador puede ser reconstruida. Lo importante es identificar el momento ideal, la técnica adecuada y el profesional idóneo, para evitar problemas mayores.

    El cáncer de mama en cifras en Argentina

    • El cáncer de mama es la primera causa de muerte por tumores en mujeres.
    • Se producen 5400 muertes por año por cáncer de mama.
    • Se estima que se producirán 18.000 nuevos casos por año, lo cual representa el 17,8% del total de incidencia de cáncer en Argentina.
    • Argentina, luego de Uruguay, es el país de América con la tasa de mortalidad más alta por cáncer de mama (con 20,1 y 24,3 defunciones cada 100.000 mujeres respectivamente). Mientras que Bolivia, Ecuador y México tienen las tasas más bajas (con 7,6 10 y 10,5 defunciones cada 100.000 mujeres respectivamente).
    • Las tasas de mortalidad por cáncer de mama más elevadas se dan entre los 50 (41,6 cada 100.000 mujeres) y los 80 años o más (215,8 cada 100.000 mujeres).
    • El cáncer de mama es el cáncer de mayor incidencia en mujeres, con una tasa de 74 casos por cada 100.000 mujeres.
    • Más del 75% de las mujeres con cáncer de mama no tienen ningún antecedente familiar de dicha enfermedad.
    • Para el cáncer de mama la detección temprana es fundamental, ya que los tumores de menos de 1 centímetro tienen hasta el 90% de probabilidades de curación.
    • 1% de los cánceres de mama se presenta en hombres.

    Dr. Gastón Berman.

    Dr. Gastón Berman.