• Hoy 18 - Zárate - 18° / 18.3°
    • Despejado
    • Presión 1028.49 hpa
    • Humedad 83%
  • La guardia de Pediatría atiende más de 200 casos diarios

    28/10/2014
    Scan the QR Code

    Leé desde tu celular

    Existe un problema que se viene evidenciando desde hace varios años en el hospital, la mayoría de los pacientes que se acercan a la guardia en Pediatría no son casos que presenten una urgencia para ser atendidos en este servicio de emergencia.
    La razón es clara, no hay una red de contención en cuanto al primer nivel, es decir que fallan las salas barriales y las unidades sanitarias. “La gente considera a la guardia del Hospital, que en realidad debería llamarse servicio de emergencia, como un consultorio externo más. Por ejemplo, en el verano baja el sol y la gente empieza a venir con los chiquitos a la guardia pediátrica. Pero si llueve no viene nadie, por lo tanto el que viene a la guardia no llega con una urgencia sino que viene en el horario que más le conviene. Nosotros atendemos poco más de 200 casos por día y está más que probado que solamente 30 son urgentes. Esto genera el problema de que un chico accidentado, que necesita realmente ser atendido, debe esperar porque hay mucha gente antes. Nosotros establecemos un orden de prioridades en lo que vemos y atendemos al chiquito que viene por un accidente. Luego esto genera violencia y los padres se indignan porque hacemos entrar a uno y no a otro. Pero priorizamos los casos que, a juicio del médico, son más importantes. Todos quieren ser atendidos en 15 minutos y muchas veces eso no es posible”, explicó el director del Hospital, Miguel Lotti.
    “La guardia de Pediatría debería atender a no más de 30 pacientes por día. Hoy son 200 los que vienen. Hicimos un estudio que marca claramente que sólo 30 justifican atenderse en un servicio de emergencia; los otros 170 no, resultan ser pacientes que, en realidad, deben venir a pedir un turno para los consultorios externos, y turnos damos todos los días y para los diferentes servicios. En definitiva, se trata de un problema cultural. Esto genera, además, la necesidad de disponer de dos a tres médicos más para complementar esa demanda. Si vinieran los 30 que realmente necesitan atención, lo podríamos manejar con un solo profesional. Y sucede que a veces se ausenta un profesional, y el otro médico me comenta que él solo no puede cubrir la guardia. Así nos quedamos sin guardia en Pediatría o con el problema de que los 200 chicos debe atenderlos un solo profesional. No es habitual que nos quedemos sin la guardia pero sucede”, agregó Lotti.
    Atención Primaria de la Salud
    El déficit claramente está en el primer nivel de la atención, en la denominada atención primaria de la salud que se encuentra a cargo del Ejecutivo municipal, al igual que el servicio de emergencia en la vía pública. Es evidente que algo falla en la red de atención primaria de la salud que no está conteniendo a todas estas personas que terminan yendo al Hospital a atenderse por problemas menores a lo que se espera en una guardia. “Tuvimos problemas en la referencia y contrarreferencia con Salud municipal. Por ejemplo, se le manda un paciente al municipio y no lo terminan atendiendo. La interrelación se hace difícil, no porque a los directivos del hospital nos cueste trabajar con el subsecretario de Salud municipal, actual o anterior, sino porque los lineamientos políticos son diferentes. Con el subsecretario podemos estar de acuerdo en todo, pero a nivel estructural las líneas políticas son diferentes al depender nosotros de la provincia y la atención primaria de la municipalidad. No son peores ni mejores, sino maneras diferentes de trabajar. Claro que hubo antecedentes notables como la baja de la mortalidad infantil, en un trabajo conjunto con el municipio, la atención que brindamoas en medio de un alerta por la Gripe A, en la cual trabajamos junto al doctor Roberto Sciarretta. Luego el trabajo en conjunto se discontinuó y no lo hicimos coordinadamente. Ahora con el doctor Gregoris estamos volviendo a aquella senda del trabajo mancomunado; teniendo en cuenta que muchos de nuestros profesionales trabajan en las salas barriales y viceversa”, concluyó el director del hospital.

    Plan 2014 – 2015

    El hospital ha adherido a un programa de “Planificación Estratégica y Operativa” propuesto por la subsecretaría de Planificación del ministerio de Salud provincial, a cargo del doctor Alejandro Costa. Este nuevo proceso de planificación se podría traducir como un proceso de democratización y participación en lo que concierne a la toma de decisiones del Consejo Directivo junto a los profesionales. “Hoy la familia del hospital de Zárate está madura como para poder asumir una planificación de forma conjunta. A partir de ahora, las decisiones se tomarán teniendo en cuenta las opiniones de los jefes de servicio, del área de enfermería y de cada sector que pasarán a formar parte de un comité permanente, el cual funcionará “puertas adentro” y se reunirá mensualmente”, confirmó el director del hospital, Miguel Lotti.
    “Esto es muy diferente a lo que se venía planteando antes, siguiendo una estructura vertical y respetando lo que decía el director. Quisimos involucrar a todos, por lo tanto cada área llega a una conclusión de propuestas, en función de introducir mejoras, y luego se las sugieren a la dirección para encararlas de forma conjunta”, comentó.
    En una serie de talleres mensuales, que se iniciaron el 14 de agosto y se extendieron hasta el 2 del corriente mes, se fijaron una serie de objetivos para el hospital en lo que resta del 2014 y todo el 2015. Estos objetivos no lo planificaron solamente los directivos sino profesionales médicos y enfermeros: así surgió el Plan 2014-2015.
    De hecho se elaboró un documento ponderando las fortalezas del hospital y haciendo hincapié en las debilidades para mejorarlas. Es una suerte de sinceramiento a nivel de Recursos Humanos y de optimización de los recursos en cuanto a lo financiero. “El documento y los objetivos consensuados son en relación a todo lo que podemos corregir nosotros, como institución y puertas adentro. Temas como el presupuesto provincial destinado para la salud y los recursos que se destinan para el hospital no están incluidos dado que no está a nuestro alcance. Sí existen muchas otras cosas que podemos corregir sin la necesidad de incrementar los recursos; sino para optimizarlos, como por ejemplo es la participación del personal médico y no médico en el cuidado de los insumos para no derrocharlos. La queja permanente es que faltan insumos, pero lo que vimos es que muchas veces se desperdician insumos. Y eso es algo que podemos mejorar”, dijo Lotti.
    En la jornada de ayer recibieron al director provincial de Hospitales, Claudio Ortiz, quien ponderó el interés de todo el personal en participar de las decisiones y del rumbo que tomará el hospital a futuro. “Es algo inédito para el hospital y todo el plantel de médicos y enfermeros lo han recibido de la mejor manera”, aseguró el director; tras el encuentro con el funcionario provincial.

    Miguel Lotti, director del Hospital, Claudio Ortíz, director de Hospitales de la provincia y Marcelo Rojas, funcionario de la Subsecretaria de Planificación.

    Miguel Lotti, director del Hospital, Claudio Ortíz, director de Hospitales de la provincia y Marcelo Rojas, funcionario de la Subsecretaria de Planificación.