• Hoy 17 - Zárate - 21.4°
    • Despejado
    • Presión 1029.57 hpa
    • Humedad 53%
  • Pasajeros se quejan por la falta de protección cuando llueve en el Centro de Tranferencia

    6/11/2014
    Scan the QR Code

    Leé desde tu celular

    Días atrás el temporal que azotó a varias localidades de la provincia de Buenos Aires fue el protagonista de la agenda mediática por la gravedad de las consecuencias que sufrió la población.
    En la ciudad no fueron considerables los daños causados por las inclemencias climáticas, por lo que, según informaron fuentes oficiales, no tuvieron que realizar evacuaciones masivas, sino que realizaron intervenciones asistenciales a vecinos de la zona de isla que, frente a la crecida del rio, decidieron movilizarse de manera preventiva.
    Por el contrario, y aunque no afecte de manera integral a toda la población, varios vecinos manifestaron su malestar frente a la desprotección sufrida en el nuevo Centro de Transferencia.
    Según informaron, en la zona de plataformas donde estacionan los micros a la espera del arribo de los pasajeros, la situación se volvió difícil frente a las intempestivas lluvias. El diseño edilicio y estructural de la zona de espera, nada pudo hacer para impedir que los pasajeros que aguardaban allí no resultaran perjudicados por la caída de agua.
    LA VOZ se acercó al lugar para constatar lo denunciado por los vecinos y, en el momento de las precipitaciones, el clima de exasperación por parte quienes esperaban su transporte se hizo notar. Bajo techo eran reducidos los espacios donde podían refugiarse de las lluvias, en las columnas centrales que sostienen toda la estructura fueron dispuestos unos bancos alrededor para hacer más amena la espera, por el contrario, el agua se filtraba desde el techo, deslizándose por dichas columnas imposibilitando la función para lo cual los bancos fueron dispuestos.
    Quienes aguardaban en el lugar, manifestaron su enojo por varias cuestiones. Una de ellas fue la falta de señalización en lo que respecta a la dársena que corresponde a cada línea de colectivo, que si bien las ubicaciones suelen ser las mismas a diario, destacaron la falta de cartelería que informe a los pasajeros.
    En el mismo lugar, cercano a la zona de boleterías, se dispuso en el techo que cubre a la plataforma una especie de canaleta desagüe que, de manera improvisada, al cumplir su función de desagote cae violentamente sobre el paso en el área de plataformas. El mayor descontento lo sufrían mujeres que, con sus hijos en brazos, manifestaban no tener “un lugar donde esperar sin mojarse”.
    Cabe destacar que los fuertes vientos no colaboraron con la situación, ya que en los momentos en que la lluvia disminuía su agresividad, de todas maneras las ráfagas impulsaban el agua bajo el techo, por lo que la exuberante obra moderna de 800 mil pesos, que cubrió el erario municipal, no contempla en su totalidad lo concerniente a la comodidad de los pasajeros que, con la llegada de climas adversos, sufren las consecuencias de las desidias en la planificación.
    Suspensión de clases durante el temporal
    El ex Colegio Industrial de Zarate, tuvo que suspender sus clases los días del temporal, tras sufrir inundaciones en el interior del establecimiento.
    La Escuela Técnica Nro. 1, debió presentar por decisión de sus directivos el cese de actividades durante el turno mañana, frente a los deterioros edilicios que provocaron serias filtraciones en la planta alta del edificio, lo cual imposibilitó el dictado de clases.
    La medida fue tomada de manera preventiva, para preservar la seguridad de alumnos y cuerpo docente, quienes fueron remitidos a sus hogares tras la decisión.

    transferencia