• Hoy 21 - Zárate - 19° / 20.1°
    • Nublado
    • Presión 1021.05 hpa
    • Humedad 63%
  • Sala de Extracción de El Tatú: una iniciativa de inclusión para apicultores

    14/4/2015
    Scan the QR Code

    Leé desde tu celular

    A través de una propuesta comunitaria, de la cual funcionarios municipales forman parte de la Mesa Administradora, se desarrolla un importante proyecto de promoción de la producción apicultora, que apunta a un cambio de paradigma en la cosecha de miel de la zona.
    Si bien la inauguración de la Sala de Extracción de Miel del Tatú se realizó a finales del año pasado, en la actualidad el proyecto ha cobrado gran relevancia gracias a la inclusión de los productores a una herramienta que, además, se encuentra inmersa en una destacada formación educativa.
    “Una de las primeras cosas que hicimos fue trabajar con los apicultores. La problemática que vimos era que parte de los productores de la zona norte de Buenos Aires, generaban un producto que desaparecía su origen, porque se exportaba para aclarar miel a Europa, a precios muy bajos”, explicó Walter López, director de Desarrollo Económico.
    Ante este escenario de dispersión y poca interacción entre los productores, la propuesta fue la de fortalecer el mercado interno a través de la proporción de una herramienta que representaba la estructura más cara para los productores y que se trataba de la maquinaria de extracción de miel.
    Al respecto, se entablaron contactos con representantes del INTA, la Cooperativa Apidelta –también integrantes de la Mesa Administradora- y la Escuela del Tatú a fin de desarrollar de manera conjunta la Sala de Extracción de Miel de carácter comunitario.
    “Esto permite hoy que la producción esté registrada y dentro del marco de la legalidad, pero además apunta a la consolidación de un mercado interno del consumo de miel. Hoy se consume hasta 50 veces más que hace ocho años atrás, debido a los múltiples usos en la gastronomía. Eso hace que nosotros construyamos una cultura productiva, la gente que está en el campo y decide vivir de esta actividad, nosotros trabajamos para que la desarrolle y viva en condiciones dignas”, destacó López.
    El funcionamiento de la sala, cuya construcción requirió la inversión de 1,5 millones de pesos, se basa en un sistema de turnos que solicitan los productores a la administración, para lo cual se les asigna un determinado día y horario, y luego se les cobra el 10% del valor de lo extraído, debido a que los fondos de financiamiento fueron conjuntos con empresas, el Ministerio de Agricultura y la Municipalidad de Zarate.
    En lo que refiere al aspecto educativo, la Sala se encuentra instalada en el predio de la escuela del Tatú, lo cual dio origen a una serie de proyectos pedagógicos, a través de los cuales quienes se reciben no sólo obtienen su Tecnicatura en Producción Agropecuaria, sino que podrán acceder a una especialización de Manejo de Sala de Extracción de Miel, vinculando la actividad al área educativa.
    En diciembre del año pasado, se inauguró la sala extracción que lleva el nombre de Julio Lombandero, en memoria de un productor de miel de la zona fallecido, que fue uno de los principales incentivadores de este proyecto.
    Actualmente la apicultura es una actividad estratégica entre las economías regionales argentinas, ya que el país exporta más de 60 millones de toneladas de miel a granel, pero también se incrementó la exportación de miel fraccionada y productos derivados, y creció el consumo en el mercado interno.

    El acto de inauguración de la sala de extracción y  procesamiento de miel a fines del año pasado en El tatú.

    El acto de inauguración de la sala de extracción y
    procesamiento de miel a fines del año pasado en El tatú.

    Nuestras oficinas