• Hoy 25 - Zárate - 23.9° / 26.1°
    • Despejado
    • Presión 1032.25 hpa
    • Humedad 70%
  • Empresa local reclama la restitución de un predio usurpado

    6/5/2015
    Scan the QR Code

    Leé desde tu celular

    Desde hace varias semanas, la ciudad se ha vuelto testigo de las usurpaciones combatidas desde la Municipalidad, en trabajo mancomunado con áreas judiciales y fuerzas de seguridad, como parte de una modalidad instalada que busca la apropiación de terrenos bajo métodos ilegítimos.
    En un principio, la problemática estallaba en barrios alejados del centro, donde numerosas familias instalaban sus viviendas precarias en terrenos privados, a fin de, a través de una delimitación, resolver las problemáticas de acceso a la vivienda que padecen. El método se volvió una constante y llevó a las altas esferas municipales a tomar cartas en el asunto, recurriendo por vías legales contra la actividad, denunciando a quienes serian los instigadores de las maniobras. Pero el problema no solo residía en barrios alejados, donde los problemas habitacionales son una realidad, lo cual fue asumido desde el mismo Departamento Ejecutivo Municipal, sino que la metodología también se ha desplazado al centro y responde a otros intereses.
    En dialogo con LA VOZ, los propietarios de la empresa constructora Vistas Emprendimientos S.A contaron la lucha que llevan a cabo frente a un grupo de individuos que tomaron intempestivamente un predio recientemente adquirido por la sociedad. El terreno –en el cual la empresa proyectaba llevar a cabo un emprendimiento- está ubicado en Belgrano 454, entre Roca y 25 de Mayo y desde hace algún tiempo, la compañía utiliza el lugar como depósito de materiales: “El 22 de abril quisimos entrar a sacar maderas y nos habían cambiado el candado. Golpeamos y no salió nadie”.
    La sociedad adquirió el terreno en el mes de enero, pero recién en marzo se finalizaron los trámites de compra-venta. Previamente al hecho del 21 de abril, uno de los socios también había querido ingresar al predio, y notó que el candado había sido cambiado, debiendo remover el que estaba colocado y reponerlo con uno al que solo ellos tuvieran acceso.
    Luego del episodio del 22 de abril, los propietarios decidieron solicitar la intervención de la fuerza pública a fin de poder recuperar el predio donde, entre otras cosas, almacenaban una suma cercana a los 70 mil pesos en maderas. “Fuimos con el capataz de la obra y nos encontramos con esa situación, inmediatamente llamamos a la Dirección de Prevención Urbana”. Según detallan, con la llegada de los servidores, quienes se encontraban en el interior del predio salieron al exterior con una actitud prepotente, exigiendo que se retiren del lugar al grito de “salgan que ésta es mi casa”.
    Ante esta situación, desde la DPU solicitaron apoyo policial y se acercaron tres patrulleros del Comando de Prevención Comunitario y personal de la Comisaria 1ra. Frente a la imposibilidad de dialogo con los usurpadores, los socios de Vistas Emprendimientos S.A realizaron la denuncia pertinente -presentando toda la documentación que acreditaba la titularidad del terreno-, que luego fue derivada a la Fiscalía Nro. 1 donde también debieron prestar declaración.
    “Supuestamente esta semana iban a derivar el caso al Juzgado de Garantías, para que decidan si es usurpación o no”, explica uno de los socios.
    Según pudieron establecer a través de distintos datos recabados, quienes llevaron a cabo la usurpación, ya habrían realizado maniobras similares en distintos puntos de la ciudad: “Sabemos que han usurpado varias casas”, afirmaron.
    “Pidieron la luz con un certificado de domicilio en Cooperativa Eléctrica, pero presentamos escrituras y boleto de compra-venta y les retiraron el medidor. A nosotros nos mata económicamente esto. Hemos visto camionetas último modelo que entraban y salían.”, contaron. Actualmente la situación se encuentra a la espera de la expedición del organismo judicial, pero esta vez, la problemática no responde a una crisis habitacional, sino que este tipo de actividades se esconde bajo actividades más siniestras, perpetrada bajo la impunidad del anonimato que nada tiene que ver con un drama social.

    usurpacion

    Nuestras oficinas