• Hoy 18 - Zárate - 16.7° / 17.9°
    • Lluvia
    • Presión 1025.08 hpa
    • Humedad 95%
  • Gatas peludas y mariposas negras, informe y consejos para combatirlas

    18/11/2017
    Scan the QR Code

    Leé desde tu celular

    Hylesianigricans es una especie de lepidóptero, se conoce vulgarmente como “bicho quemador” o “gata peluda” a los estadios larvariosy como “mariposa negra”, a los estadios adultos de este género. Hylesia es un género de mariposa que produce dermatitis persistente por contacto con pelos de adultos y larvas.
    Es la más común, la encontramos por todo el territorio argentino, hace ya 100 años que fue declarada plaga nacional, las principales víctimas de sus ataques y de su voraz apetito, son los follajes de los árboles ornamentales, frutales, arces, álamos, liquidámbar, plátanos, eucaliptus y sauces. Debido a este último punto, estos insectos pueden causar grandes pérdidas en el sector forestal, ya que proliferan a gran velocidad, ayudados por la cantidad de árboles que encuentren en la zona ya sea rural o en la ciudad. Estos insectos tienen solo una generación anual, pasan por varias etapas larvarias, luego se convierten en pupa y de allí emergen las mariposas de color negro, estas llegado el momento desovaran y darán inicio nuevamente al ciclo.
    Las “gatas peludas” son llamadas así, porque poseen pelos denominados setas, muy finos que al tomar contacto con ellos, se separan y liberan toxinas depositadas en glándulas venenosas que producen afecciones alérgicas al ser humano. La mariposa negra puede producir: afecciones respiratorias por irritación de las vías aéreas, lesiones en la piel que producirán urticarias luego de 15 minutos de haber tenido el contacto, estos duran unos cuantos días pero no dejan secuelas.
    Se las puede controlar con la aplicación de insecticidas. Es muy importante tener en cuenta que cuando se encuentran en lugares poblados las condiciones obligan a ser cuidadosos en la elección del producto a utilizar.
    Se denomina erucismo al contacto con las larvas u orugas y lepidopterismo, si el contacto se produce con las mariposas. El tratamiento consiste en medidas de asepsia local, compresas frías, antihistamínicos y corticoides tópicos o sistémicos, según la gravedad. En los casos de erucismo, se pueden emplear anestésicos locales.
    Se debe considerar esta patología ante una demanda aumentada por dermatitis inespecífica en época estival y alertar al sistema de salud y a la comunidad de las zonas afectadas para lograr un mejor control de la plaga.

    Dr. Federico R. Simioli
    Médico Infectólogo
    M.N. 134255 M.P. 551400

    RECOMENDACIONES A TENER EN CUENTA
    •No aplastar a las mariposas con las manos.
    •Tener cuidado cuando uno barre el lugar en donde se encontraba el o los insectos para no levantar los pelos.
    •No pisar las mariposas negras con los pies descalzos.
    •Lavar la superficie o el piso en donde se encontraba el o los insectos.
    •Cuando existe mucha infestación del lugar, no dejar ropa colgada en el exterior.
    •Si no tenemos mosquiteros, tratar de tener las puertas y las ventanas cerradas, evitando, así, que ingresen.
    •Tener en cuenta las luces que permanecen prendidas sobre ventanas y puertas.

     

    Nuestras oficinas