Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!
  • Hoy 10 - Zárate - 27.6° / 32.7°
    • Despejado
    • Presión 1027.36 hpa
    • Humedad 74%
  • Trabajadores municipales de ATE iniciaron un plan de medidas de fuerza

    27/2/2018
    Scan the QR Code

    Leé desde tu celular

    En la mañana de ayer, trabajadores municipales y miembros de la Comisión Directiva de la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE), entregaron un documento en la sede local del Ministerio de Trabajo de la Provincia de Buenos Aires, ante el fracaso de las negociaciones con el Municipio, en el marco de una serie de peticiones formuladas meses atrás.
    Desde el gremio sostienen que las autoridades oyen los reclamos, pero no brindan una respuesta concreta en torno a las peticiones. Se trata de 13 ítems donde los trabajadores piden por mejores condiciones de trabajo. Al respecto, el documento presentado en la cartera laboral, detalla: Reincorporación de personal municipal despedido durante los años 2016/2017; la discusión de un convenio colectivo de trabajo; la recomposición del salario digno; el pase a planta permanente del personal mensualizado y monotributista; la entrega de ropa de trabajo del año 2017; la recategorización del personal próximo a jubilarse; las recategorizaciones postergadas; mejoras en la seguridad del personal en las instalaciones municipales; la regularización de las malas liquidaciones de sueldos; la confección de un nuevo escalafón municipal; el pago de los días descontados durante el año 2016; la respuesta a la propuesta del fondo solidario o coseguro de sepelio y un programa de lotes con servicios para el personal municipal.
    En las puertas de las oficinas de la cartera laboral ubicada en Gral. Paz 544, los representantes gremiales dialogaron con la prensa y señalaron: “No nos queda otra que venir al Ministerio y denunciar que se agotaron las instancias. Los compañeros esperaron bastante tiempo y no tenemos respuestas”.
    Al respecto, Pablo Suchodolski, miembro del sindicato, sostuvo que los trabajadores deben padecer muchas falencias en su cotidianeidad laboral, a la vez que agregó que el agotamiento de las negociaciones se debió a la falta de respuestas de la Municipalidad.
    “Hacemos publico que nosotros no somos el problema, sino que son ellos que no dan las categorías como corresponde, y que no pasan a planta, Hay gente que hace 14 años que está, todavía no recibió el beneficio y está perdiendo mucho dinero”, agregó.
    Según consta en el documento presentado, el expediente con los reclamos data del 8 de septiembre del año pasado, por lo cual, agotada la tolerancia de la entidad gremial, se decretó un cronograma de medidas de fuerza iniciado a las 11 horas del pasado lunes, donde el gremio se declara en estado de asamblea permanente, en alerta, movilización y quite de colaboración hasta las 24 horas del 28 de febrero. Asimismo, agregaron que en caso de no tener una respuesta favorable, el 1ro de marzo, a las 7 horas, se incrementarán las medidas, que serán anunciadas oportunamente.
    “Empezamos con las movilizaciones, y se informará en los sectores que vamos a hacer asamblea y quite de colaboraciones. El tiempo de duración lo va a decidir la asamblea, la gente está cansada de este manoseo. La municipalidad no se ha cerrado al dialogo pero tampoco da respuesta”, sintetizó Suchodolski, quien dejó en claro la posibilidad de endurecer el plan de lucha, lo cual quedará sujeto a la decisión de los trabajadores en asamblea: “Nos están empujando a un callejón sin salida, somos bastante tolerantes los trabajadores, porque hay varios reclamos. Nosotros que tenemos un sueldo bajo, esto no afecta mucho, los que sufren son nuestras familias”.
    Ante las versiones difundidas acerca de un achicamiento de la planta municipal para el transcurso de este año, los trabajadores expresaron que hasta el momento no hay versiones oficiales, pero “sabemos que están haciendo un relevamiento en los sectores, donde preguntan si alguien se está por jubilar, o se va a retirar. Eso también es una inquietud que tiene el trabajador. Nosotros siempre estamos dispuestos al dialogo”.