Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!
  • Hoy 26 - Zárate - 16.9° / 18.1°
    • Nublado
    • Presión 1011.07 hpa
    • Humedad 80%
  • Buscan ampliar nómina de productos y comercios

    24/1/2019
    Scan the QR Code

    Leé desde tu celular

    A mediados del mes de diciembre, la Municipalidad de Zárate lanzó a través de la Secretaría de Desarrollo Económico, el programa “Precios Populares Municipales” aprobado a través de una Ordenanza por el Concejo Deliberante.
    Se trata de un programa –aplicado por un primer período de tres meses- que establece una reducción de hasta un 70% en la Tasa de Inspección de Seguridad e Higiene para aquellos comercios que adhieran a esta iniciativa; el objetivo, es que la comunidad acceda a un precio diferencial de los alimentos de primer consumo como son las carnes, el pan y las frutas y verduras de estación. De esta manera, se genera un ahorro en la compra de alimentos para los vecinos, y alivia la presión tributaria para los comercios adheridos.
    “El balance es altamente positivo, más aún cuando uno se sitúa en el contexto económico inflacionario que está viviendo nuestro país. Es muy difícil acordar un convenio de sostenimiento de precios determinados, por las cosas que todos sabemos las cosas que están pasando con los precios y la inflación”, definió el titular del área, Leonel Soto, y agregó: “En ese sentido, hemos trabajado con todo el equipo de Economía Social y nuestra Secretaría, para confeccionar los distintos convenios. Logramos el convenio más importante con los supermercados chinos, con más de 17 supermercados, donde se logró armar una canasta de productos de primera necesidad, como la yerba, el azúcar, el aceite, etcétera. También un gran convenio que logramos, fue el del Centro de Panaderos de Zárate, que nuclea a mas de 55 panaderías; esto realmente lo tomamos como un logro muy especial e histórico de la Secretaria de Desarrollo Económico, dado que pudimos bajar casi 20 pesos el precio del pan, y más aun, tomándolo en un contexto general donde todo tiende a subir en detrimento del bolsillo del asalariado. Estamos muy conformes y contentos porque fue un gran desafío implementar esa ordenanza”.
    Además, el funcionario también destacó haber sumado a la nómina de comercios adheridos a dos supermercados emblema del centro de la ciudad, como son La Preferida y El Viejo Almacén.
    A mediados de febrero vence el primer plazo del convenio, pero según explicó Soto, “ya venimos trabajando para tratar de sumar a cada uno de los distintos rubros, nuevos comercios”. A esto, se agrega la idea de lograr un gran salto en la cobertura del todo el territorio, con una mejor llegada a los barrios.
    Por su parte, el Director de Relaciones Laborales, Dr. Alejandro Hillkirk, sostuvo que “tener una opción de mejores precios es un atractivo, y hace la diferencia la difusión que le damos desde la Municipalidad; en el caso de los comerciantes que se suscribieron a la ordenanza, tienen un beneficio en la tasa, que es un aporte que realiza la Municipalidad articulando políticas públicas. Esto viene a ocupar un rol que normalmente debería jugar el Estado Nacional, y su política económica. Tomamos esa carencia y salimos a jugar un rol activo. Son desafíos porque son políticas nuevas”.
    En la misma línea, agregó: “La idea es ampliarlo geográficamente, conseguir más comercios para llegar más a todos los barrios, queremos que esté cerca de cada vecino”.
    Por otra parte, destacaron que una mejora en los precios, también significa una mejora indirecta en los salarios de los vecinos de Zárate. “Queremos agradecerles a todos los comerciantes, verdulerías, panaderos y de la parte cárnica, el compromiso que tuvieron en este primer paso que dimos. En mantener la palabra y lo que acordamos”.
    Actualmente la nómina de comercios que suscribieron al programa cuenta con 55 panaderías, 17 supermercados chinos, y otros tres supermercados.
    Por su parte, Soledad Mc Nally, responsable del área de Economía Social, destacó que se encuentran trabajando con la Unión de Trabajadores de la Tierra para tratar de buscar canales de venta del productor al consumidor directamente. “Algo se trabaja a través del Mercado Popular Itinerante; queremos darle un poco más de visibilidad a lo que vienen haciendo, son productores locales que creen en la posesión de la tierra y que los frutos de la tierra son de todos, por eso trabajan sobre los precios justos. Pueden mantener un precio accesible al consumidor porque se ahorran la cadena intermedia. En función de eso creímos que era muy apropiado que sean parte del Mercado Witcel”, refirió.

    Alejandro Hillkirk y Leonel Soto.