Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!
  • Hoy 6 - Zárate - 23.2° / 24.9°
    • Nublado
    • Presión 1012 hpa
    • Humedad 26%
  • El camino industrial no se repavimentará este año

    22/10/2019
    Scan the QR Code

    Leé desde tu celular

    A fines del mes pasado el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, visitó la Ruta Panamericana para supervisar el inicio de los trabajos que forman parte de las obras sobre la Ruta 9, cerca de Baradero, en el marco de la licitación realizada a través del mecanismo de Participación Público Privada.
    Según informaron desde el Ministerio de Transporte de la Nación, se trata de una inversión de más de 1.000 millones de dólares en el denominado “Corredor E”, administrado por la empresa Corredor Panamericano I, y que comprende obras de autopista, ruta segura y repavimentación a lo largo de 390 kilómetros de las rutas nacionales 9, 34, 193, A008, A012 y la 1V11 de Buenos Aires y Santa Fe.
    Dentro de estos contratos de Participación Público Privada se encontraba la remodelación a los puertos de Zárate, San Pedro y San Nicolás; sin embargo nada de esto fue comentado por Dietrich en su visita.
    Actualmente todos los accesos a las empresas del Parque Industrial norte están seriamente deteriorados y por ende con una notoria falta de mantenimiento. Así lo reconocen desde la Unión Industrial local y lo padecen todos los trabajadores que viajan diariamente a las empresas radicadas en la zona.
    En realidad todas las arterias que cruzan al Partido también se encuentran en ese estado. Por ejemplo en inmediaciones a la plana Toyota hay una obra inconclusa de Vialidad Nacional con un retome de la Ruta 193; la obra también planteaba mejorar el estado de las colectoras sobre Ruta 9 y también quedó a medio terminar. El acceso a las centrales nucleares y en general la mayoría de las calles de Lima se encuentran sin mantenimiento, con baches o pérdidas de agua en la localidad. El Camino 038 a Lima es intransitable ya que el municipio lo habilitó al tránsito sin la señalética correspondiente, la iluminación, una balanza pública para camiones y sin banquinas.
    También las colectoras de la Ruta 9 cercanas a las cerveceras están repletas de baches y no hay si quiera una garita para que los trabajadores aguarden el colectivo bajo la lluvia; esto fue lo que pidió el Concejo Deliberante en una reciente resolución.
    Ante la falta de respuestas y la preocupación de todos los empleados de cada una de las plantas, algunas firmas comenzaron a desarrollar diferentes obras menores de bacheo y relleno de los baches.
    Pero, en general, la gran zona industrial por excelencia de Zárate, el denominado “Parque Industrial”, hoy resulta ser un territorio hostil; representando un verdadero safari nocturno cuando baja el sol.
    Cada bache, cada inmenso cráter, el paso a nivel con poca señalización, el desvío sin señales de ningún tipo al Camino 038, los huellones que dejan los camiones en ambas manos, la falta de iluminación, las inexistentes señales viales horizontales y verticales representan un verdadero safari. Al igual que atravesar un paso a nivel sin barrera ni señalética.
    Es por otro lado, una muestra de cómo sucesivas gestiones nacionales, provinciales y municipales fallaron en la conformación de una agenda productiva con el sector privado y empresarial.
    Finalmente la repavimentación de esta zona fue proyectada y licitada por Provincia y Nación de forma paralela y sin que funcionarios de ambas carteras se dieran cuenta. Lo cierto es que la obra quedó “pendiente”; algo de no creer. En Provincia, ocho empresas presentaron sus ofertas pero el gobierno nacional decidió suspender el proceso por falta de fondos. Esto fue a mediados del año pasado y antes del “salvataje” del FMI y de las sucesivas corridas bancarias que dejaron al peso por el piso en función del precio del dólar.
    Y a nivel nacional se la había licitado en el marco de los contratos de Participación Pública Privada, que comenzó el mes pasado con remodelaciones en Ruta Panamericana pero que no prevé, por lo menos en el presupuesto 2020, la repavimentación de los accesos a los puertos, incluido el de Zárate.
    Claro que es un año político y todo estará a expensas del resultado electoral del próximo 27 de octubre.

    El mal estado del camino que comunica con la planta de Softys Argentina.
    A %d blogueros les gusta esto: