• Hoy 26 - Zárate - 16.9° / 19.1°
    • Lluvia
    • Presión 1004 hpa
    • Humedad 92%
  • Asistencia Alimentaria: Ya se entregaron 73.000 viandas en los puntos fijos y 37.000 en los móviles

    17/6/2020

    Con el comienzo del aislamiento social a raíz de la pandemia del Coronavirus, el Municipio comenzó a desarrollar el Programa General Alimentario en barrios destinados a sectores vulnerables de la población. Al respeto, Darío Raffo, quien tiene a su cargo de la coordinación del mismo, se refirió a los avances de esta asistencia.
    “El intendente Cáffaro nos pidió realizar un plan abarcativo, para poder llegar a cada uno de los vecinos de Zárate y Lima, que necesitaban de la contención nuestra. El plan tiene distintos alcances, se distribuye en los denominados Puntos Solidarios Fijos, distribuido en 25 lugares cubiertos, en donde la gente puede cocinar los alimentos para generar las viandas, y hasta allí llega el Municipio con los alimentos secos, la verdura, la carne, entre otros, y son las organizaciones sociales, los sindicatos, los comedores barriales, los comedores escolares, iglesias, y voluntarios, los que preparan las raciones, para entregarlas a los vecinos”, comenzó diciendo el funcionario.
    Por otro lado, están los Puntos Solidarios Móviles, “donde contamos con la gran colaboración de la Armada Argentina, que está desde el primer día junto con nosotros, y realmente estamos muy agradecidos, porque gracias a su labor y la utilización de sus cocinas de campaña, podemos llegar a cubrir más sectores. Es un esfuerzo humanitario muy noble. Este sistema se aplica en 13 lugares”, amplió.
    Hasta el momento se entregaron 73.000 viandas en los puntos fijos y 37.000 en los móviles.
    “El intendente Cáffaro tuvo una decisión muy fuerte en este aspecto, para poder ayudar a los que lo necesitaban. Entendiendo a la perfección el rol del Estado, cuando debe actuar en beneficio de los vecinos, como lo venimos haciendo, profundizándolo en este marco de la pandemia, en nuestro caso para Zárate y Lima. También llegamos con las canastas alimentarias familiares, integrada por una bolsa de alimento secos, y se continúa con el programa Dieta Especial, para determinadas personas que tienen algún problema o patología, o sufren de desnutrición, en donde es vital mantener esta dieta puntual”, detalló Raffo.
    ROL SOLIDARIO ANTE LA DEMANDA SOCIAL
    El funcionario precisó que en el inicio del programa, en el inicio se incrementó de manera significativa en relación a la cantidad de demanda. “Al agravarse la situación y extenderse la cuarentena, hasta los primeros días de mayo tuvimos que aumentar las viandas. Luego se estabilizó, en el punto máximo de la necesidad de la gente. Y desde hace varias semanas repetimos la misma cantidad de asistencia. También debo agradecer la colaboración de empresas y vecinas y vecinos que se han sumado con una fuerte impronta solidaria, que se suman a una dinámica enorme de trabajo que va en sintonía con un impulso municipal, con la colaboración de la provincia y la nación. Son muchos realmente, y no quiero nombrarlos para no olvidarme de nadie. Sí, en cambio, quiero agradecerle al Centro de Panaderos de nuestro distrito, a nombre de su presidente Pedro Pérez, que todos los días nos entrega cerca de 200 kilos de pan de manera gratuita, que nos permite acompañar la vianda con este alimento”, contó Raffo.
    “El Programa de Emergencia Alimentaria se mantendrá mientras dure el aislamiento, vamos a seguir con este accionar. Pero sabemos, que cuando esto pase, cuando se derrote al COVID-19, no nos podemos quedar sólo con la asistencia, sino volver a lo productivo. La principal vacuna, es quedarnos en casa, movernos solo por urgencias, y vamos a seguir con el plan”, añadió.
    Es decisivo pensar en el Día Después; y ya hay dos o tres programas, que estamos analizando para acompañar a la economía popular. Queremos trabajar en ese proceso de asociativismo o cooperativismo, para solucionar rápido y dinamizar el mercado interno. Tenemos tres ejes, bien definidos, y Zárate cuenta con la infraestructura para hacerlo: será fundamental en lo que viene, cuando se vea superada esta situación, la inclusión social, la educación y lo productivo. En eso apoyaremos la política pública, y el intendente Cáffaro tiene una visión de futuro. Debemos articular todo en beneficio de la gente, con inclusión social, educación y el desarrollo de un modelo productivo que sea sostenible en el tiempo”, concluyó Raffo.

    “El Barrio Cuida al Barrio”

    El Municipio de Zárate recibió a los responsables del programa “El Barrio Cuida al Barrio” que impulsa Ministerio de Desarrollo Social de la Nación.
    En dicho encuentro participó la Secretaria Jefa de Gabinete, Dra. Florencia Diez y el Secretario de Desarrollo Humano y Promoción social, Darío Raffo, Carolina Brandariz, Directora de Cuidados Integrales del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, el Representante del Programa el estado en tu barrio de la Jefatura de Gabinete de la Nación, Sebastián Demiryi y Lucia Glimberg, Coordinadora de Trabajo y Cuidados de personas Mayores del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación y referentes de organizaciones sociales de Zárate.
    Durante la jornada también se realizó una capacitación dirigida a promotores barriales, integrantes del programa general de emergencia alimentaria, concejales, y referentes e integrantes de organizaciones barriales.
    Desde Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, a través de la Secretaría de Economía Social se puso en marcha el Programa de Emergencia Sanitaria “El Barrio Cuida al Barrio”, a través del cual promotores y promotoras comunitarias recorrerán junto a los municipios, trabajando articuladamente, diferentes barrios, para poder realizar un acompañamiento específico a grupos de riesgo, difundir medidas preventivas y distribuir elementos de seguridad e higiene.
    Los promotores y promotoras comunitarias son quienes realizan un mapeo en cada uno de los barrios para así identificar y hacer un acompañamiento específico a la población de riesgo: embarazadas, personas mayores de 60 años y con patologías crónicas como enfermedades respiratorias crónicas, enfermedades cardíacas, inmunodeficiencias, diabetes e insuficiencia renal crónica. Los promotores y promotoras comunitarias también trabajarán coordinadamente con comedores, merenderos y centros comunitarios para garantizar el abastecimiento de alimentos.
    “En los barrios más humildes de nuestro país, la cuarentena debe contemplar que la mayoría de quienes los habitan resuelven necesidades básicas como la alimentación desde la gestión comunitarias. También que hay una vulnerabilidad en el acceso a las condiciones de vivienda. Las condiciones de hacinamiento que atraviesan, dificultan el aislamiento del mismo modo que en los sectores medios urbanos. El Programa de Emergencia Comunitaria acompaña y fortalece a esta población”, explicó Carolina Brandariz.