• Hoy 20 - Zárate - 6.9° / 9.9°
    • Despejado
    • Presión 1025 hpa
    • Humedad 49%
  • Toyota fabrica 290 unidades diarias bajo un estricto protocolo sanitario por la pandemia

    20/6/2020

    Hace un mes Toyota volvió a reabrir sus puertas luego de cincuenta días en los que la planta local permaneció cerrada por el decreto de aislamiento social obligatorio a raíz de la pandemia de Covid-19.
    Para ello la automotriz japonesa presentó un estricto protocolo de bioseguridad con el objetivo de retomar su producción de forma ordenada y resguardando la salud de sus empleados.
    “Iniciamos el período de aislación de los trabajadores a partir del 20 de marzo, se detuvo la producción por dos meses y durante todo ese lapso estuvimos trabajando fuertemente en ver cómo iba a ser el regreso laboral. Se adelantó mucho trabajo en esta etapa puertas adentro de la empresa pero también estuvimos atentos a las necesidades de la comunidad donando insumos, alimentos para comedores y realizando el préstamos de vehículos para la logística de los municipios”, comenzó explicando Eduardo Kronberg, Gerente General de Asuntos Corporativos de Toyota en Argentina.
    Luego se presentó un protocolo para reinicio de la producción y el 18 de mayo la planta automotriz retomó su actividad con un sólo turno. Tal protocolo fue consensuado y trabajado con el gremio de Smata y con los municipios de la región, ya que Toyota emplea a vecinos de diferentes distritos del corredor de Ruta 9.
    “Se retomó con un sólo turno, y con una población de aproximadamente 2300 o casi 2400 personas. Estos turnos, a diferencia de antes, tienen una rotación de quince días y no de una semana como sucedió siempre en la empresa. Por lo tanto el trabajador permanece dos semanas en su casa y esto nos da la posibilidad de que cumplan la cuarentena estipulada en caso de algún caso positivo. Otra premisa que se tuvo en cuenta es tratar de convocar a trabajadores desde Bancalari hacia Zárate, por poner un límite de lo que se denomina Gran Buenos Aires. Para evitar hacerlo con empleados de ese núcleo en pos de evitar más contagios. Igualmente es muy difícil separar la producción por localidades porque cada área de la producción tiene muchos sectores. Pero se ensayó una especie de separación por zonas y se conformaron los turnos de la mejor manera posible con la premisa del cuidado sanitario de los empleados”, explicó Kronberg.
    De este total de 2400 personas, la gran mayoría se acercó a la planta en sus automóviles particulares y es por ello que se puede ver a cientos de autos sobre la colectora de Ruta 193 y las playas de estacionamiento internas de Toyota repletas. Aparte la mayoría de los empleados administrativos siguen trabajando desde sus casas pero un número importante de trabajadores lo hacen en los micros que dispone la empresa. Y precisamente para estos empleados la firma japonesa adoptó un sistema de traslados inédito, duplicando la cantidad de micros dado que los pasajeros deben ocupar sólo el asiento de la ventanilla según el protocolo sanitario de Nación. “Debimos contratar al doble de colectivos para respetar la distancia interpersonal y cada trabajador debe respetar su lugar y su micro en la ida como en la vuelta. Aparte desde que la persona sube al micro se realiza una trazabilidad, se inicia el seguimiento de la persona ante la posibilidad de que haya que aislarlo. Se aplicó toda una ingeniería para permitir que cada uno de los trabajadores pueda venir, trabajar e irse de la forma más segura posible”, detalló el gerente de la empresa.
    cambio de
    Hábitos y tiempos
    A la par de reorganizar su logística y los traslados, Toyota adquirió barbijos para el 100% del personal, instaló cámaras termográficas en sus accesos y dispuso de personal de seguridad que le toma la temperatura a cada personas que ingresa. Estas dos últimas acciones con el fin de controlar la temperatura corporal de los trabajadores.
    Luego colocó bandejas especiales con un líquido desinfectante para la limpieza de los pies y se rediseñaron todas las áreas de trabajo para que se respete la distancia social de un metro.
    En cuanto a los sectores de comida, también hubo modificaciones y los tiempos de almuerzo se cambiaron al igual que los breaks de descanso para que no coincida mucha gente en un mismo ambiente. Además se aplica un estricto control de limpieza y desinfección en cada lugar de trabajo
    “Creo que el principal detalle es la realización de cien testeos PCR diarios, o sea los conocidos hisopados. Se trata de una decisión muy importante porque estos test son caros pero decidimos contratar a una empresa apuntando a la prevención. En 48 horas tenemos los resultados de los casos que vamos teniendo y así protegemos, de forma más eficaz, la situación sanitaria de cada trabajador”, remarcó Kronberg.
    Producen 290 unidades diarias
    Hablando de productividad, Eduardo Kronberg “infla el pecho” y asegura que Toyota se encuentra en un nivel de eficiencia del 95%. “Es un orgullo para nosotros fabricar 290 unidades diarias y con una eficiencia de entre el 95 y el 98%. Para nosotros es algo fabuloso y habla del nivel de recursos humanos que tenemos, y acá hago una mención especial al gremio de Smata con el cual mantenemos una relación fluida en el marco de esta pandemia y de cómo seguir mejorando la productividad preservando la salud de cada una de las personas que trabaja en la planta”, destacó el representante de Toyota asegurando que en el último mes de reapertura de la planta casi se llegó a las 5 mil unidades producidas.
    “La cadena de valor de Toyota es muy amplia, `aguas abajo’ de la empresa estamos involucrando a cinco provincias, 42 municipios y un total de 12 mil personas contando al plantel y a los proveedores de la empresa. En detalle tenemos 55 proveedores en nuestro país, otros 34 en Brasil y dos en Uruguay que nos proveen partes para ensamblar los vehículos. Y aquí es donde vuelvo a resaltar el rol de la empresa en diagramar un protocolo que permitió sincronizar cada una de estas partes para que la planta tenga este nivel altísimo de eficiencia aún en un contexto nacional y global de incertidumbre por la pandemia”, subrayó Kronberg.

    Doce casos positivos en el mes de actividad: cómo es el protocolo

    En el mes de reapertura de Toyota, se realizaron cien testeos PCR diarios que permitió detectar de forma prematura y preventiva a doce casos positivos de Covid-19.
    En cuanto a los casos que resultan positivos, se activa el protocolo y el Ministerio de Salud de la Nación toma parte, a la par de informarle al Municipio en donde el trabajador reside.
    Luego la persona queda en cuarentena por dos semanas. “De los doce casos detectados, once fueron asintomáticos; es decir que los trabajadores no presentaron síntomas. En todos los casos lo que se hizo es que tanto el micro que transportó al trabajador como los compañeros de trabajo de su área fueron aislados y testeados. Pero resultó que nadie se contagió. Por ejemplo está el caso reciente de un trabajador de San Pedro que dio positivo, los otros 24 que compartieron el micro se hicieron el hisopado, se los aisló preventivamente y se informó a las autoridades de Salud de Nación y de aquel municipio. Esto no da la pauta de que el protocolo interno funciona perfectamente ya que los doce trabajadores que dieron positivo no produjeron nuevos contagios en la planta. Por lo tanto la distancia social, las celdas de trabajo y todas las medidas de bioseguridad funcionan bien”, evaluó el Gerente General de Asuntos Corporativos de Toyota en Argentina.

    Regreso a los dos turnos en agosto

    Aproximadamente unas 6300 personas emplea Toyota de forma directa y mantiene en su planta local la capacidad de producir 600 unidades diarias. Esas eran sus cifras antes de la pandemia.
    Pero tras un exitoso mes de trabajo y conforme a las buenas expectativas que presenta el mercado de las pickups, Toyota Argentina planea regresar a los dos turnos en breve, si todo marcha como hasta ahora.
    “Esperamos que la producción vuelva la normalidad a fines de julio, principios de agosto. Ahí volveríamos con dos turnos de producción”, adelantó Kronberg; tal como lo había manifestado el mes pasado Daniel Herrero, CEO de la automotriz japonesa en el país.
    “Estamos más que contentos porque el mercado de pickups se está reactivando muy bien. El uso de estos vehículos con fines sanitarios es vital y para ello hay más demanda. Por eso nuestro objetivo y en base a la demanda, es reiniciar con los dos turnos si todo sigue marchando de esta manera dado que necesitamos trabajar acorde a las demandas del mercado. Por lo pronto tuvimos un mes de producción muy bueno y el protocolo sanitario funciona tal como lo planificamos. Agradecemos el esfuerzo de los operarios y de todo el personal”, concluyó el Gerente General de Asuntos Corporativos de Toyota en Argentina, Eduardo Kronberg.

    Tour virtual por la planta

    Kronberg destacó otro dato vinculado al sector de Responsabilidad Social Empresaria, relacionado al tour virtual que lanzaron desde la página web de Toyota Argentina. Allí se puede realizar un tour virtual por la planta de Toyota en Zárate y se trata de una plataforma que permite reemplazar en cuarentena a las visitas guiadas que realizan habitualmente.
    Al día de hoy, según lo detallado por el representante de la firma, hubo cien mil visitas en una semana mediante esta plataforma virtual.Todas las personas interesadas podrán ingresar a https://www.toyota.com.ar/

    Eduardo Kronberg.