• Hoy 26 - Zárate - 14.2° / 15°
    • Lluvia
    • Presión 1009 hpa
    • Humedad 98%
  • Caños rotos y aguas servidas: Vecinos de calle Ameghino en El Bajo exigen una solución urgente

    25/8/2020

    Días atrás, desde este medio se publicaba la difícil situación que atraviesan los vecinos domiciliados en calle Ameghino, entre las escaleras de la barranca que conectan con 25 de Mayo y Aristóbulo del Valle, ante la suspensión de las obras que la municipalidad llevaba a cabo en el lugar.
    Si bien los frentistas cobijaban la esperanza de que funcionarios municipales se acercaran al lugar para brindar al problema de aguas servidas estancadas -entre otras cosas- que padecen, lo cierto es que hasta el momento las respuestas fueron nulas.
    La falta de soluciones no es una situación que se dio en los últimos días, sino que la situación actual de las cosas se arrastra desde el mes de marzo, cuando el gobierno nacional determinó la medida de aislamiento social preventivo obligatorio y, por consiguiente, se dejaron en suspenso muchos de los trabajados que se encontraban en proceso en ese entonces.
    Entre esos trabajos, estaba la pavimentación y reparación de calle Ameghino. Durante las tareas que se desarrollaron en el lugar, se produjo la rotura de un caño madre de gas (que al momento solo se encuentra contenido por un parche, según refirieron los vecinos que suelen percibir un fuerte olor a gas), así como también resultaron dañadas las conexiones de agua (por lo cual se registran numerosas pérdidas) y de cloacas.
    Esto último, es lo que se agravó días pasados. Al olor a gas presente en la zona, se suman los olores nauseabundos de las cloacas que vierten hacia el exterior los desechos, y ahora se suma el desborde de las cloacas pero hacia el interior de las viviendas.
    “Hace cinco meses que estamos en esta situación, hicimos los reclamos a la Municipalidad y no tuvimos respuesta. Si viene una ambulancia o si tenemos una emergencia no tenemos lugar para circular, siendo que hay gente mayor viviendo acá”, comentó una vecina a este medio y agregó: “Hoy hace un poquito de calor y esto ya no se aguanta, es imposible vivir así. Hay familias con chicos que tienen las cloacas rotas y tienen en su vivienda todas las aguas residuales adentro”.

    Los vecinos siguen reclamando.