• Hoy 6 - Zárate - 4.3° / 5.2°
    • Despejado
    • Presión 1021 hpa
    • Humedad 68%
  • A días de los comicios, ya se vive clima electoral

    11/10/2011

    A dos semanas de los comicios no se percibe el mismo clima electoral que las primarias de agosto. El efecto pos 14 de agosto hace suponer que está todo escrito en términos de resultados y se refleja en la apatía del electorado. La percepción dominante es la del triunfo oficialista, tanto a nivel nacional como provincial y municipal.
    La idea de lo inevitable del triunfo oficialista, sin embargo no aplaca la sensación de incertidumbre sobre lo que sucederá en el ámbito legislativo ya que es aún difícil especular sobre como quedaría conformada la nueva estructura del Concejo Deliberante.
    Al igual que en el orden nacional y provincial, lo que suceda con las bancas legislativas cobra relevancia a nivel distrital. Cabe mencionar que el intendente Osvaldo Cáffaro asumió la intendencia con minoría dentro del Cuerpo Deliberativo, lo que lo llevó a establecer ciertos acuerdos políticos para poder avanzar sobre sus proyectos de gobierno e imponer su posición.
    El bloque oficialista, Nuevo Zárate, está actualmente integrado por Rodrigo García Otero, Francisco Fumaneri, Aldo Morino, Ana Laura Allemann y Graciela Bazzana que, como se mencionó más arriba, termina su mandato.
    Si se repitiera un escenario similar al de 2007, cuando Cáffaro ganó la intendencia con casi el 40 por ciento, lograría adquirir un mínimo de 5 bancas y mantendría la presidencia del Cuerpo. De esa manera ya no necesitaría acordar como hasta ahora con otras fuerzas parlamentarias para imponerse en el recinto. Tendría la mitad de la composición del Concejo.
    Sin embargo, si ganara las elecciones por un margen porcentual mayor, podría incorporar más concejales y alcanzar la mayoría.
    Por su parte, el principal bloque opositor actual, el del Frente Para la Victoria – Partido Justicialista, perderá tres bancas. Dependerá de los acuerdos que se cierren antes del domingo 23 de octubre la recuperación de las mismas o su ampliación.
    El candidato a intendente de esa fuerza es José Luis Mangini, quien no cuenta con representación directa en el recinto aunque ha venido desarrollando un trabajo silencioso durante elecciones pasadas, poniendo fichas en distintos tableros. Tres ediles que integran distintos bloques parlamentarios mantienen vinculaciones políticas y un pasado cooperativo común, ellos son Roberto Huergo, Alberto González y Carlos Salomón.
    Si las elecciones resultaran favorables a Mangini, quien hoy se presenta como el principal contrincante de Cáffaro, podría obtener hasta 5 concejales también. De esta manera, no alcanzaría ni la mayoría ni la mitad y se tendría que preparar, como Cáffaro en 2007, para gobernar con un Concejo Deliberante mayoritariamente opositor.
    Sin embargo, puede plantearse una hipotética unificación con los cuatro concejales peronistas que quedarán. Más teniendo en cuenta que dos integrantes de Unión Peronismo Federal están ligados a Mangini. Carlos Salomón es socio de Mangini en el estudio jurídico particular pero acompaña al candidato a intendente de UDESO (Unión para un Desarrollo Social), Gerardo Maurizio Güerci. Por su parte, Alberto González, es allegado a varios directivos de Cooperativa Eléctrica.
    Por otro lado, Huergo del Partido Justicialista también tiene su conexión con el candidato del Frente. Quedaría aislado García Cosentino, con quien también podría haber unificación. Así sí podría alcanzar la mitad.
    El peronismo disidente podría llegar a tener un bloque unipersonal con la representación Silvia Baccino, candidata a senadora por el Frente Popular.
    Fiialmente, el Partido Socialista y el GEN, nucleados en el Frente Amplio Progresista deberían duplicar los votos obtenidos el 14 de agosto para alcanzar, al menos, un concejal.
    Esas son las tres fuerzas con mayor cantidad de votos en las primarias y por cuyos resultados se proyecta el panorama de diciembre aunque hay otras fuerzas en carreras con pocas posibilidades de obtener alguna banca. No obstante, hasta dentro de dos semanas, todo es especulación basada en los abrumadores resultados de agosto.

    QUIENES SE VAN Y QUIENES SE QUEDAN

    La mitad de los 18 concejales abandonarán en diciembre sus bancas. Ellos son Graciela Bazzana (Nuevo Zárate), Gustavo Coria (Partido Justicialista), Florencia Depratti (Unión Peronismo Federal), Manuel García Blanco (Partido Socialista, candidato a intendente por el Frente Amplio Progresista), Roberto Sciarretta (Partido Socialista), Enrique Lasaga (Generación por un Encuentro Nacional), Pedro Bassi (Movimiento Evita), José María Orlando y Raúl Ciliberti (Agrupación Pablo Prader).
    Por otro lado, a quienes les resta mandato hasta 2013 son Aldo Morino, Rodrigo Garcia Otero, Anibal Fumaneri y Ana Laura Alleman (Nuevo Zárate), Roberto Huergo (Partido Justicialista), Silvia Baccino, Carlos Salomón y Alberto González (Unión Peronismo Federal) y Héctor García Cosentino (Agrupación Pablo Prader).
    Con esa situación y tomando como base un posible triunfo oficialista, es decir que el actual intendente resultara reelecto, a partir del 10 de diciembre el Concejo Deliberante podría tener un panorama totalmente distinto al de hace cuatro y dos años atrás, con mayor predominancia de la fuerza que lidera el jefe de Gobierno comunal.