• Hoy 30 - Zárate - 21.8° / 24.7°
    • Despejado
    • Presión 1007 hpa
    • Humedad 63%
  • Gestionan la compra de nuevas tierras para programas sociales

    19/11/2012

    El déficit habitacional en el distrito continúa siendo un problema, tanto para las personas de bajos recursos como para quienes tienen capacidad de ahorro y no pueden acceder a una vivienda.
    La Municipalidad continúa profundizando su principal programa, el de Lotes con Servicios, para encaminar soluciones que impulsan la autoconstrucción en terrenos adquiridos por la propia Municipalidad de Zárate con servicios básicos.
    Mientras continúan las gestiones para relocalizar asentamientos en tierras adquiridas el año pasado y consolidar otros –previa negociación con sus propietarios originales-, el Presupuesto 2013 contempla una partida para una nueva compra de terrenos con el mismo fin de reducir la demanda habitacional local.
    “Estamos trabajando con el área de Hábitat y el aporte de otras áreas de la Secretaría también para lograr esos objetivos”, dijo la titular de la cartera municipal de Desarrollo Humano y Promoción Social, Patricia Moyano. “Nuestro gran programa es el de Lotes con Servicios, el año pasado adquirimos tierras en barrio Bosch, y este año seguimos avanzando”, agregó, “se hicieron algunas negociaciones para comprar un predio en el que todavía no nos pusimos de acuerdo sobre el costo, pero para el presupuesto del año 2013 también tenemos destinado un fondo para la compra de tierras”.
    Inscriptos
    El Registro de la Demanda, abierto por la actual gestión municipal, supera los 15 mil inscriptos. No todos pertenecen a sectores carenciados, hay quienes tienen ingresos altos pero, aún así, no aplican para los planes hipotecarios lanzados por el Gobierno nacional o las entidades bancarias.
    Relocalización y consolidación
    En la ciudad hay afianzados, por lo menos, siete asentamientos, aunque no hay una cifra oficial que se haya hecho pública pese a la existencia de una comisión municipal que trabaja sobre el tema. Mientras algunos de ellos se encuentran en una lista de prioridades para ser relocalizados debido a la situación sanitaria que presentan, otros podrían ser consolidados como barrios previa resolución de dominio con los propietarios.
    “En Los Pomelos la gente está viviendo sin servicios, lo que complejiza su situación sanitaria, por lo tanto estamos trabajando para relocalizarlos”, dijo Moyano haciendo referencia a la posibilidad de que sean trasladados, ya en forma regularizada, al terreno que se adquirió en Bosch. “En el caso de Las Violetas, dejamos pendiente una gestión porque hay muchos vecinos que quieren quedarse allí”, agregó e informó que se iniciaron algunas gestiones para hacer lugar a la demanda de esos vecinos aunque indicó que las mismas tienen tiempo lento. “Cuando no está claro el dominio, la tierra pertenece a varias personas, los trámites se hacen mucho más largos”.
    Reysol, La Ponderosa sobre Pellegrini, , en Pividal frente a la Escuela N° 5, La Esperanza detrás de Malvicino, La Ilusión detrás de Juana María son otros de los asentamiento más densamente poblados de Zárate. Los últimos dos podrían llegar a consolidarse, Moyano lo anunció pero dijo que “hay que hacer una gestión a mucho más largo plazo”.

    Las viviendas sindicalizadas

    “El intendente Cáffaro (Osvaldo) siempre nos está haciendo hincapié en los lineamientos fuertes que, en principio, tienen que ver con tratar de que la gente tenga la tierra y que después autoconstruya con su capacidad de ahorro”, expresó la funcionaria a LA VOZ. “Seguimos con las gestiones ante el Gobierno nacional y provincial porque vamos a trabajar con viviendas sindicalizadas, estamos reuniéndonos con grupos y cooperativas que surgieron de la política instrumentadas desde la dirección de Hábitat como grupos autogestivos”, añadió.
    Se trata de un plan de viviendas nacional destinado a trabajadores sindicalizados. Los afiliados a gremios reconocidos podrán adquirir, a través de este sistema, viviendas financiadas por el Banco Nación y subvencionadas por la subsecretaría de Vivienda de la Nación que se construirán en terrenos aportados por los sindicatos o por la provincia.
    Sin embargo, conseguir tierras para la construcción de viviendas es el principal inconveniente que encuentran no solo particulares sino también el Estado para los planes federales o cooperativas de viviendas, por una razón principal, su costo. El propio Municipio continúa en negociaciones con los propietarios de un terreno que pretende adquirir para destinarlo a su plan de loteo porque no llegan a acordar un precio que se adecue a las necesidades de ambas partes.
    El año pasado, a través de esta política de compra, el Estado municipal adquirió un espacio en barrio Bosch. La adjudicación de los lotes estaba pensada para los vecinos que residen en dos importantes asentamientos ilegales de Zárate, Las Violetas sobre Ruta 6 y Los Pomelos en Teodoro Fels –contiguo al ex Colegio Nacional-. Para el próximo año se estima la compra de otro terreno para alcanzar las 3 mil soluciones habitacionales anunciadas por el intendente.