• Hoy 20 - Zárate - 14.2° / 16°
    • Despejado
    • Presión 1025 hpa
    • Humedad 37%
  • La relación con la CEZ está “quebrada”

    23/11/2012

    Después de 20 años el Ejecutivo decidió el miércoles pasado suspender el sistema de cobranzas de tasas municipales a través de la Cooperativa Eléctrica (CEZ). La medida comenzará a regir a partir del 1º de diciembre. De esta manera el Municipio volverá a recaudar en forma directa el ABL (Alumbrado, Barrido y Limpieza) a través de una boleta diferenciada de la de energía eléctrica. Esto plantea un desafío importante a las autoridades de la Comuna, mantener el índice de cobrabilidad que se había alcanzado gracias a ese convenio.
    “Reasumimos la responsabilidad de recaudación”, dijo ayer el secretario jefe de Gabinete, Pablo Giménez. “Es una decisión importante que se fundamenta en que el convenio que estaba vigente desde 1992 y sus modificatorias constituía a la Cooperativa como un ente de recaudación de la Municipalidad respecto de la tasa de ABL, pero en los meses de octubre y noviembre el ente recaudador incumplió con su rol y retuvo en forma indebida los fondos públicos”.
    Sin brindar detalles de los montos retenidos por la CEZ en virtud de una supuesta acreencia que desde el organismo cooperativo sostienen a su favor, el funcionario informó que se iniciarán acciones legales para recuperar los fondos correspondientes a lo tributado por los casi 34 mil contribuyentes de Zárate en los meses de octubre y noviembre.
    Si bien aclaró que no se rescinde el convenio que mantenía con la Cooperativa a través del cual se la establecía como ente recaudador de las tasas municipales (Decreto N° 7/92) y por el que, junto con el servicio eléctrico, la entidad energética cobraba la tasa de ABL, Giménez expresó que se quebró la relación institucional entre las partes y cree difícil la recreación de la misma en el corto plazo.
    “Se ha quebrado la confianza necesaria que debe tener la Municipalidad con su ente recaudador respecto del dinero de sus contribuyentes”, señaló el jefe de Gabinete, “no estamos rescindiendo el convenio, lo estamos suspendiendo en forma momentánea asumiendo la emisión de la tasa, su distribución y su cobranza”.
    Giménez señaló que para restablecer el sistema de cobranza con la CEZ “tienen que cambiar varias cosas”. Y agregó que “esta situación es delicada, no creemos que la recreación de la confianza ocurra en el corto plazo porque es un problema institucional, el ente recaudador debe tener la confianza necesaria para poder recaudar y eso se ha quebrado”.
    El desafio
    Con esta medida el Ejecutivo asume un desafío muy grande, mantener el alto índice de cobrabilidad del ABL que se había alcanzado a través de la incorporación de esa tasa en la boleta de la energía eléctrica. Las autoridades del Gobierno lo reconocen como tal y convocan a la población a tributar “responsablemente”.
    “Estamos recreando una suerte de compromiso confianza con el vecino porque a través de la tasa de ABL estamos haciendo obras muy importantes como la ampliación de la Avenida Mitre, lo que llamamos Parque Urbano I, el mantenimiento de la ciudad, la pavimentación de San Jacinto, muchas cosas que se están haciendo con el dinero que aportan los vecinos en ese sentido”, expresó Giménez, “por eso volvemos a pedir que confíen, que tributen responsablemente porque con eso se está haciendo todo lo que se hace”.

    Cuales seran los lugares de pago

    Además del Palacio Municipal, a partir de diciembre los vecinos podrán pagar el ABL en distintos puntos de cobranza.
    El secretario jefe de Gabinete dio a conocer algunos como el Banco Provincia, Banco Credicoop, Banco Santander Río, Banco Nación, Delegación Municipal de Lima, Centro del Comercio e Industrias, Pago Fácil, Provincia Pagos y la Sociedad de Fomento de Villa Fox. Además, a través de Internet por Pagomiscuentas.com o pago directo a través del sistema de débito.

     

    Pablo Giménez