• Hoy 28 - Zárate - 9.4° / 10.3°
    • Despejado
    • Presión 1007 hpa
    • Humedad 87%
  • “Escruches” y robos en parada de micros a la orden del día

    4/9/2018

    Por decisión del Ministerio de Seguridad bonaerense, todas las dependencias policiales no brindan más información a este medio, es por ello que la mayoría de los hechos policiales se escabullen y brotan en palabras de los propios damnificados quienes, de la misma manera, muestran su indignación por ser los principales afectados de repetidos delitos y son ellos quienes confirman que conviven con el miedo a ser asaltados diariamente, en cualquier barrio.
    En palabras de trabajadores que se comunican diariamente con este medio, puede confirmarse un aumento de los delitos en la vía pública, a la par de los “escruches”, es decir los robos a viviendas mientras sus moradores no se encuentran.
    La primera modalidad, los robos en la vía pública, es desarrollada violentamente por motochorros a toda hora del día o por delincuentes en bicicleta que ante una oportunidad roban las pertenencias de algún distraído. Lo que comúnmente se califica como hurto.
    Recientemente se conoció un robo en Marcos Sastre y Pellegrini, en Villa Nueva, cuando un trabajador regresaba de su jornada laboral a las 7 de la mañana y fue abordado por tres delincuentes jóvenes que terminaron sustrayéndole la mochila y la bicicleta a punta de cuchillo.
    Otra modalidad son los asaltos en las paradas de colectivos, en las cuales varios damnificados expresaron su miedo al “estar regalados” ante la posibilidad de que motochorros los asalten. Esto ocurrió varias veces en la garita ubicada en Laprida y Lavalle, en Sargento Cabral y Lavalle, en Pacheco y Lavalle y en avenida Mitre y Conesa, en el Parque Urbano.
    A raíz de estos hechos, que la propia policía no los informaba antes y que el propio ministerio de Seguridad bonaerense se niega a hacerlo en la actualidad, generan miedo y alimentan la sensación de inseguridad que, a esta altura, es tan importante como el hecho en sí. El miedo a ser asaltado forma parte de la sensación de inseguridad amparada en la sucesión de estos delitos y los comentarios de vecinos, amigos o familiares damnificados.
    Respecto al robo en paradas de micros, que afecta tanto a trabajadores como a estudiantes, los usuarios que viajan hacia Campana o Buenos Aires decidieron cambiar sus hábitos, no utilizando su celular en las paradas y tomar los micros en paradas cercanas al Bingo Panamericano, ya que por las dudas que sean víctimas de un asalto puedan gritar y ser ayudados, o escuchados, por el caudal de automovilistas y personas aledañas a esta concurrida zona.