• Hoy 29 - Zárate - 11.6° / 12.4°
    • Despejado
    • Presión 1013 hpa
    • Humedad 81%
  • Cómo vive ciudad la jornada en cuarentena obligatoria

    21/3/2020

    Luego de una reunión con los gobernadores, el presidente Alberto Fernández anunció en la noche del jueves la medida de aislamiento social obligatorio, que busca reducir y estabilizar los índices de contagio en el país.
    Si bien se esperaba que, a partir de esta medida y de las campañas que llevan adelante las distintas esferas de gobierno, hubiera una menor presencia de gente en las calles, lo cierto es que la postal del Centro de la ciudad mostró un escenario de mayor movimiento al esperado.
    Aunque entidades bancarias, gastronómicas, culturales y muchos comercios no dedicados a la venta de alimentos y medicamentos bajaron sus persianas, una gran cantidad de gente se pudo ver en la zona céntrica y los barrios aledaños, lo que pone de manifiesto que hasta el momento, parte de la población no llegó a dimensionar el estado de situación de las cosas. Asimismo, en las calles el personal para que llevara a cabo el control del aislamiento obligatorio no alcanzó. Fue escasa la presencia de móviles policiales, de Prefectura Naval, Gendarmería o de la Dirección de Prevención Urbana, por lo cual el desplazamiento de los vecinos no se vio desalentado a pesar de la medida y las recomendaciones.
    En varios supermercados, se pudieron ver largas colas de gente que aguardaba su turno para realizar sus compras, en muchos casos, sin respetar la distancia prudencial de un metro y medio. Algo similar ocurrió en comercios del rubro farmacéutico.
    Lo llamativo, es que muchas de las personas que salieron de sus hogares, no acudieron necesariamente en busca de algún alimento, producto esencial o medicamento, sino que hubo casos de gente recorriendo las plazas a pie, como actividad de distracción, y hasta dando paseos en automóviles, siendo estas acciones las mas desaconsejadas por las autoridades.
    Fue recién durante la tarde noche cuando el movimiento comenzó a mermar y las calles comenzaron a despoblarse. Por eso, según pudo saber este medio, no se descarta que en los próximos días se refuerce la operatividad de control en las calles de la ciudad, para evitar que las personas salgan de sus domicilios sin un propósito que lo justifique.
    Por último, fuentes consultadas revelaron que en las próximas horas, desde la Municipalidad conformarían cuadrillas abocadas al control de espacios públicos, control de cumplimiento de cuarentena, y de gente aislada por viajes.