• Hoy 24 - Zárate - 15.5° / 16.6°
    • Nublado
    • Presión 1014 hpa
    • Humedad 99%
  • Prefectura de Ibicuy cerrada: Investigan si hubo alguna reunión en violación al decreto que establece el aislamiento social

    3/7/2020

    Desde principios de mayo que la localidad de Ibicuy de Entre Ríos “estaba en la calle”. El pueblo realizaba caminatas recreativas, estaba habilitada la pesca y todos los negocios abiertos luego de varios meses sin contagios de Covid-19. Sin embargo, desde finales del mes pasado 15 efectivos de Prefectura de esa localidad se contagiaron y un destacamento entero debió cerrar al permanecer en cuarentena su personal, unas 37 personas.
    El primer caso fue de un prefecto que vive en Ibicuy y, si bien dice que no viajó en el último tiempo, mantuvo contacto con otros compañeros de fuerza que residen en Zárate y Campana. En total fueron quince efectivos de Prefectura pero aislaron a 30 personas, además de familiares del personal. Y dos familiares resultaron contagiados; por lo tanto vinculan el origen del contagio a la fuerza federal. En total aislaron a 85 personas, cerraron negocios y todo el pueblo volvió a “Fase 1”. Finalmente los casos ascendieron rápidamente a alrededor de 40 personas contagiadas mientras que se realizó un número superior a los 300 hisopados.
    En las últimas horas, un medio entrerriano anunció que el fiscal federal de Gualeguaychú, Pedro Rebollo, pidió la investigación para determinar si hubo alguna reunión en Holt Ibicuy. “En base a eso se formalizó una denuncia, con un pedido de medidas ante el Juzgado Federal”, dijo.
    “La denuncia está formalizada, queda esperar lo que resuelva el juzgado respecto al contenido de la denuncia”, expresó el fiscal, ratificando que una denuncia fue presentada ante el juez federal Dr. Hernán Viri el viernes pasado. “Pueden ocurrir dos cosas una vez radicada la denuncia, que el juez asuma la investigación disponiendo las medidas correspondientes o que la delegue en cabeza del fiscal”, explicó.

    ¿FUE POR UN ASADO?

    El pasado 16 de junio, el intendente de la localidad de Pueblo Ibicuy, Gustavo Roldán, informó que la ola de contagios derivó en que Ibicuy vuelva a fase 1 del aislamiento, situación que se mantendrá así hasta el próximo 12 de julio, según dispuso este martes el gobierno municipal.
    Por otra parte, el 22 de junio pasado, concejales de la oposición en pueblo Ibicuy solicitaron al jefe de la Prefectura Zárate, Omar Stechina, un informe “detallado en relación a lo ocurrido en Ibicuy con personal a su cargo, los cuales, habrían realizado un asado de camaradería y luego muchos de ellos contrajeron COVID-19”.
    Entre los puntos solicitados, se pide información sobre “la última inspección realizada por la Prefectura de Zona Delta, en el Destacamento de Ibicuy” y porqué “no fue reprograma en caso de que esta inspección de rutina se hubiera llevado a cabo en el período de aislamiento social, preventivo y obligatorio dispuesto por el PEN mediante el Decreto 297/2020”.
    Otro de los puntos que se pide conocer es si “se haya llevado a cabo, luego de esta inspección de rutina, un “asado” u otra comida o reunión de camaradería, en la dependencia de Prefectura Ibicuy de forma conjunta entre la delegación de inspección y el personal” y, eventualmente, “si participaron personas ajenas a la Institución, es decir, civiles, retirados, o funcionarios públicos o políticos”.
    Los concejales de Juntos por el Cambio de Ibicuy también preguntaron “si el personal de Prefectura Ibicuy cuenta con la provisión de los elementos de protección personal y/o bio-seguridad adecuados para su trabajo y si los mismos fueron instruidos o capacitados para su correcto uso” como también “respecto a las medidas dispuestas para evitar la transmisión del COVID-19”.
    Los concejales sostienen que “el brote de contagios se habría iniciado en Prefectura, utilizando como vectores al personal a su cargo” y propagando el virus “a sus respectivos contactos estrechos”.
    Ahora, el fiscal Rebollo “recogió el guante” de lo que hasta el momento eran solo presentaciones administrativas y versiones encontradas en los medios de comunicación, y formalizó la denuncia sobre el presunto asado que habría disparado los brotes. Si bien no hay nombres concretos, lo concreto es que se investiga si existió la violación del aislamiento social.