• Hoy 31 - Zárate - 8.4° / 11.3°
    • Nublado
    • Presión 1028 hpa
    • Humedad 70%
  • Día del Profesor: Repensar la activida para los desafíos actuales y futuros

    17/9/2020

    “Educación para la libertad, o simplemente educación, porque no puede menos de ser libre un pueblo compuesto de hombres que se conocen y se moderan”, fueron algunas de las más célebres palabras de José Manuel Estrada, por quien se conmemora cada 17 de septiembre el Día del Profesor, siendo esta fecha pero del año 1894, el día de su muerte.
    No caben dudas que el 2020 trastocó y alteró la dinámica de trabajo de infinidades de profesiones y oficios, a partir de la irrupción de la pandemia de Covid 19 en nuestras vidas. Y en este sentido, la docencia, una actividad de proximidad y cercanía entre profesores y alumnos, no escapa a esta realidad y obliga a repensar nuevos dispositivos de aprendizaje y enseñanza que logren superar las barreras que propone el confinamiento.
    En ese sentido, dialogamoson dos profesoras de escuelas públicas, que contaron sus experiencias en el marco de la virtualidad forzada, donde se plantean objetivos claros y puntuales para sostener la continuidad pedagógica de las alumnas y alumnos.

    “Pese a que no estamos en el aula, se generó un gran vínculo con los chicos”

    “Educación para la libertad, o simplemente educación, porque no puede menos de ser libre un pueblo compuesto de hombres que se conocen y se moderan”, fueron algunas de las más célebres palabras de José Manuel Estrada, por quien se conmemora cada 17 de septiembre el Día del Profesor, siendo esta fecha pero del año 1894, el día de su muerte.
    No caben dudas que el 2020 trastocó y alteró la dinámica de trabajo de infinidades de profesiones y oficios, a partir de la irrupción de la pandemia de Covid 19 en nuestras vidas. Y en este sentido, la docencia, una actividad de proximidad y cercanía entre profesores y alumnos, no escapa a esta realidad y obliga a repensar nuevos dispositivos de aprendizaje y enseñanza que logren superar las barreras que propone el confinamiento.
    En ese sentido, dialogamoson dos profesoras de escuelas públicas, que contaron sus experiencias en el marco de la virtualidad forzada, donde se plantean objetivos claros y puntuales para sostener la continuidad pedagógica de las alumnas y alumnos.

    Bárbara Basbús.

    “Cuanto más cálido sea el clima en el aula, mejor será el aprendizaje y los resultados”

    Clivia Ricle es profesora de Biología y da clases en varias escuelas de Campana. En una mirada histórica de la profesión, la docente analiza que en los últimos años los diseños curriculares cambiaron bastante y se advierte una mayor especificidad de contenidos en algunas materias, los que propicia cierta profundización en algunos conceptos.
    Pero a pesar de la adaptación curricular (un proceso en constante cambio de acuerdo a las necesidades), los desafíos siguen siendo los mismos: Captar la atención y el interés de los estudiantes. Aquí surge un componente interesante. Antes de la pandemia, Clivia ya había incorporado la utilización de tecnologías como los celulares en el ámbito educativo. “A mi no me molesta que usen el celular en clase, siempre les digo que es una herramienta de trabajo, que les puede servir para buscar algún concepto que no entienden. Les paso videos en aquellas escuelas donde no hay proyector o televisores nuevos, y muchas veces con que haya un celular por grupo, alcanza. Cuando se implementa el celular en el aula, les capta mucho la atención a las alumnas y alumnos”.
    En esta línea, sostiene: “Otro desafío es atender la demanda de los estudiantes. Durante mucho tiempo se lo vio al estudiante como un sujeto pasivo, donde no se tenía en cuenta su voz. Hoy en día, por suerte se viene dando este cambio y se le presta más atención en temas como la Educación Sexual Integral en las aulas. Si bien la ley está vigente desde el 2006, ahora se está revirtiendo, hay más capacitaciones. Incluso, los mismos estudiantes proponen dar las charlas si es que los docentes no quieren, o se niegan. El estudiante esta teniendo un rol más activo dentro del aula y dentro de las instituciones”.
    Consolidar un entorno amigable para las alumnas y alumnos, es para muchos profesores algo fundamental. “Cuando las clases eran presenciales, no le molestaba que los chicos escucharan música mientras realizaban algún trabajo en clase. Tiene que ver con flexibilizar un poco y romper con la rigidez con la que se le ha visto a la escuela durante mucho tiempo, que la escuela no sea un espacio donde el estudiante la va a pasar mal o que le vayan a dar órdenes, sino que sea un lugar más amigable. Cuanto más cálido sea el clima, mejor será el aprendizaje y mejores serán los resultados”.
    ADAPTACION A LOS TIEMPOS DE PANDEMIA
    En su caso, la pandemia también significó una gran readecuación en un lapso muy breve de tiempo. “No estábamos preparados para dar clases virtuales, muchos docentes no estaban preparados para las plataformas y las nuevas tecnologías, ni tenían los equipos necesarios”.
    En este sentido, Clivia explica: “Que hayan sacado el Plan Conectar Igualdad fue un gran error, porque con una computadora por casa hubiera sido genial. Hay muchos estudiantes que no pueden entregar las tareas”.
    Se trata de un escenario de grandes complejidades. Porque tal como refiere Clivia, a la crisis sanitaria se suma la crisis económica, que se profundiza en hogares donde muchas familias perdieron sus trabajos o vieron reducidos sus ingresos a causa del Covid 19, por lo cual, para poder tener una clase sincrónica o el simple hecho de descargar en sus dispositivos algún material, implica que las alumnas y alumnos deban cargar crédito en sus celulares, en circunstancias donde muchas veces eso no es posible.
    “El internet debería ser de acceso público y gratuito. Si no se hace algo para asegurar la conectividad y los dispositivos, la educación se vuelve desigual. Hay quienes pueden acceder y quienes no, si no se resuelve eso, habrá muchos adolescentes que quedarán afuera del sistema educativo”, concluyó.

    Clivia Ricle.