• Hoy 21 - Zárate - 14.6° / 17.2°
    • Despejado
    • Presión 1027 hpa
    • Humedad 41%
  • Frentistas de la calle Perú reclaman mantenimiento

    15/3/2012

    Vecinos del Barrio Mitre ya están cansados de ingresar pedidos al Concejo Deliberante y de pagar diez pesos por cada gasto de sellado que llevó las infinidades de notas ingresadas por mesa de entradas al Municipio.
    Las quejas son siempre las mismas: La pavimentación de la calle Perú, más presencia policial en la zona, más iluminación en todo el predio baldío lindero a la estación y sus alrededores, el desmalezamiento de las zanjas, que funcionan como desagües pluviales cuando llueve, y la erradicación de los basurales que se forman en toda la arteria.
    En referencia a este último tema, hay una denuncia contra una empresa de volquetes a raíz de que los mismos vecinos documentaron como esta firma, sistemáticamente, arroja el contenido de los volquetes en la zona del terreno del ferrocarril, frente a la zona residencial. Hay cientos de firmas recolectadas en varias planillas que se encuentran perdidas entre los cajones de funcionarios municipales pero ningún avance.
    El Ejecutivo inició el año pasado su proyecto de “Recuperación de Galpones Ferroviarios”. Estos galpones se pintaron, se arreglaron, se habían cortado los largos pastizales a su alrededor y hasta se habían cambiado algunas aberturas. Luego se contrató a cuidadores para que vigilen las propiedades. Sin embargo desde fines de diciembre los cuidadores no aparecieron más, los pastos comenzaron a proliferar, como así también el abandono y los hechos delictivos en el lugar con el robo de chapas, de maderas y la rotura de candados. “Lo único positivo que quedó de la obra son los cordones de cemento construidos para el paso peatonal”, indicó una vecina.
    Respecto a la iluminación, en el predio ubicado entre la estación del ferrocarril y la calle Perú hay tres luces de las cuales una se quemó. Las mismas, iluminan estos pasos peatonales y son “imprescindibles”, según lo manifestado por los vecinos, para aportar seguridad en el sector.
    “Hay dos torres con tres o cuatro reflectores rotos que pertenecían al ferrocarril. Por estos días estamos reclamando también que se arreglen para tener más luz en todo este predio que de noche se convierte en una boca de lobos”, manifestó un frentista de la calle Perú.
    Pasado el verano, los regadores pasaron pocas veces por la calle Perú. Las promesas de Cáffaro semanas antes de las elecciones de octubre parecen haber quedado muy lejos a juzgar por el estado actual de la zona.
    La calle Perú continúa en avanzando estado de deterioro, tornándose intransitable los días de calor por el polvo que levantan los autos y en un barrial los días de lluvia. “Sabemos que está el proyecto de hacer un centro de exposiciones en este predio pero, mientras tanto, pedimos que se mantenga en condiciones porque hay muchos vecinos que viven y necesitan mejorar su calidad de vida”, concluyó una vecina.