• Hoy 28 - Zárate - 23° / 23.7°
    • Despejado
    • Presión 1012 hpa
    • Humedad 54%
  • La Fernández Fierro, una de las mejores propuestas del Festival

    3/3/2016

    La Orquesta Típica Fernández Fierro es un kibutz, una comunidad donde lo colectivo prima y en el que la experimentación parece estar por encima de cualquier estructura. En ellos el tango es orillero, es marginal pero también lúdico, y ese contexto hoy les sirve para mantenerse alejados de todo el “star system” que plantean los medios, las discográficas, la pose rockstar y de todo lo efímero que rodea al mito de una banda para concentrarse en la música, sin más remedio y como único objetivo. Reivindican el espíritu del artista autogestivo, están organizados en forma de cooperativa, mantienen una radio on-line (RadioCAFF), editan sus discos de manera independiente y administran su propio espacio cultural, el Club Atlético Fernández Fierro (CAFF); un lugar ineludible de la escena musical independiente donde brinda sus potentes shows todos los miércoles y en donde cede el espacio para nuevos artistas. Un proyecto así no se ve en otro género musical ni en otro país. Y todo esto que rodea a la Fernández Fierro luego se nota en el escenario y termina por completar la propuesta.
    Estuvieron el domingo en la plaza Italia, abriendo el escenario del último día del festival y terminaron encantando a un público que los miró al principio como de reojo, midiéndolos en lo que hacían. Sin embargo fueron ovacionados y el público se rindió a sus pies. Claro que en gran parte de esto tuvo que ver la cantante de la orquesta, Julieta Laso; quien sin dudas fue la mejor voz femenina que pisó el anfiteatro en este séptimo festival.
    “Me llamaron hace dos años para integrar la banda, yo venía con un proyecto solista cantando tangos con guitarras y en un repertorio bien clásico; y cuando me convocaron fue un enorme honor. Además debuté en Australia con la orquesta, lo cual estuvo bueno porque la presión era diferente. Luego vinimos y estrenamos acá”, expresó Julieta Laso, la voz de la Fernández Fierro. “En lo que a mí respecta amo el tango, escucho mucho tango y comparto con la orquesta la necesidad de resignificar el género y tornarlo actual. Y en esa búsqueda de hacer cosas nuevas estamos”, agregó.
    “Las composiciones son todas de las orquestas, trabajamos con autores contemporáneos y otros que vienen del rock como Palo Pandolfo, Jaime Ross y temas de músicos de la orquesta. Entiendo que cuando apareció la orquesta vino a llenar un vacío muy grande, dado que no había orquestas típicas porque era muy caro sostenerlas. Y hoy la Fernández Fierro es un referente ineludible de toda la camada de tango joven que hay que son un montón. También es un sitio de referencia nuestra casa, el Club Atlético Fernández Fierro, donde tocamos todos los miércoles y por donde pasa la actualidad de la escena tanguera. Nosotros mismos nos enriquecemos de eso porque escuchamos mucha música nueva y compartimos charlas con otros músicos”, destacó la joven cantante de 32 años que no solamente se destaca por su tono “reo” a la hora de cantar sino también por su presencia proveniente de su formación teatral.
    “La orquesta está organizada como una cooperativa, organizamos el laburo, tenemos asambleas y se decide todo allí. Y esta es una de las partes esenciales del proyecto que vienen a explicar el trabajo sostenido a lo largo de quince años con un ritmo muy fuerte, de mucha convivencia y de giras largas. Entonces que todo eso se pueda sostener es increíble, no conozco muchos casos parecidos”, cerró Julieta tras bajarse del escenario, aún con la adrenalina generada por el recital.
    Otra de las particularidades de la Fernández Fierro es que su director, Yuri Venturini, toca el contrabajo cuando no es común que alguien sea el director musical de una orquesta desde un instrumento, generalmente, melódico. Sin embargo la visión de Venturini es lo que también hizo que la orquesta hoy sea lo que es, “creemos que la mejor manera de respetar a los grandes que hicieron este género es hacer nuestro propio camino y alejarnos cada vez más de lo que ellos propusieron en su momento. Siempre admiramos a los músicos que renovaron y revolucionaron el género en otras épocas. Pero lo que ayer fue revolución hoy es conservadurismo. Entonces nosotros siempre vamos a estar del lado de lo nuevo”, fueron sus palabras hace más de dos años. Hoy la actualidad de la orquesta habla por sí sola.
    La Fernández Fierro ha llevado su música por Europa, Oceanía y América trascendiendo la escena estrictamente tanguera e ingresando a escenarios históricamente vedados al tango y más relacionados con el rock. El domingo pasado irrumpieron en el anfiteatro Homero Expósito y prepotearon al oído tanguero más ortodoxo. Al público no le quedó otra que aplaudirlos y ahora, cuando la efervescencia y la espuma del festival ya bajaron, quieren volver a escucharlos. Y lo podrán hacer, por lo menos grabados, en: http://fernandezfierro.com/

    tango