• Hoy 1 - Zárate - 28.5° / 29.1°
    • Nublado
    • Presión 1010 hpa
    • Humedad 39%
  • “A pesar de los reclamos nos sigue pareciendo que el aumento no es desmesurado”

    9/1/2020

    Durante las últimas semanas, varios vecinos comenzaron a recibir las facturas para el pago de las tasas municipales con incrementos que superan ampliamente el 40% aprobado por el Concejo Deliberante a fines del año pasado.
    Tal como señaló oportunamente este medio, en general se trata de la categoría A, que es a la que más servicios se accede como frentista. Con la aprobación del aumento de tasas, se estableció un valor mínimo y máximo atado a la valuación fiscal del inmueble por una alícuota, pero al aumento del 40% se agregó la modificación de la base imponible, o sea de la valuación fiscal de la provincia realizada bajo el gobierno de María Eugenia Vidal. Por lo tanto, si se modifica la base imponible, también lo hará el tributo que los frentistas deben realizar a nivel municipal.
    Al respecto, el intendente interino Ariel Ríos explicó a LA VOZ: “Fui uno de los concejales que votó eso de forma unánime a partir del trabajo que realizó muy fuertemente el bloque nuestro y el bloque del Pro. Atendimos el pedido del Ejecutivo, aplicamos nuestro propio criterio y lo que después se sumó a esto es la aplicación de una revaluación que había establecido la Provincia y que nosotros no habíamos aplicado hasta ahora”.
    Según los dichos de Ríos en base a la información que maneja el área de Hacienda de la Municipalidad, al momento tienen registrado 248 casos (que llegaron al 200% de tope de aumento) de 40.284 contribuyentes. Al respecto, sostienen que la gran mayoría representada en un 76% de los contribuyentes, no han tenido aumentos por encima de lo previsto porque no han tenido revalúo. “Los que estamos atendiendo y estamos explicando caso por caso lo que está sucediendo”, afirmaron.
    En este sentido, señalan que los revalúos más grande se registraron en barrios como Smithfield, CAP, parte del Centro y la zona de El Bajo; en este último caso, sostienen, tuvo gran incidencia el desarrollo de la Costanera al ser uno de los sectores inmobiliarios más caros de la ciudad.
    “Estamos viendo caso por caso; este Municipio necesita financiarse por los servicios que se están dando y por la realidad económica, porque hoy cualquier servicio de telefonía o cable, no baja de $1500. Estamos dando servicios continuos, 24 horas, podemos discutir si se pueden mejorar, por supuesto, pero la realidad es que no aplicamos un aumento comparado con otras ciudades donde han llegado al 80 y al 100%. Nos sigue pareciendo, a pesar de los reclamos, un aumento que no ha sido desmesurado comparado con la realidad y el costo de vida actual. El Municipio, al igual que cualquier casa particular, tiene que llegar a fin de mes, tiene que cumplir con servicios, entre ellos, el servicio de recolección de basura que a nuestro criterio ha mejorado muchísimo”, expresó el Intendente Interino.
    Del mismo modo, Ríos remarcó que los servicios que presta el Municipio –cuestionados algunos de ellos por la efectividad en su implementación- pudieron hacerse con el dinero de los contribuyentes “que nunca dejaron de colaborar, porque del gobierno nacional y provincial que se fue no tuvimos ningún acompañamiento real. El acompañamiento que tuvimos fue en base a leasing y créditos, pero de ayudas extraordinarias, cero”. A su vez, agregó que “el año pasado, el aumento de tasas fue de un 30% y nosotros quedamos un 20% debajo de la inflación que fue del 52%”.
    Si bien aseguran que se trata de un porcentaje bajo de los casos registrados hasta el momento, el Intendente Interino detalló: “Estamos pidiéndole a la secretaría de Hacienda que atienda caso por caso, no descartamos que haya habido lugares donde pudo haber errores. En un marco de más de 40 mil contribuyentes, por sistema de liquidación puede haber error. Estamos explicando caso por caso, que hasta se pueden mejorar por los mismos planes que tiene el municipio por pago por débito o pago anticipado”.
    En los últimos días, desde la oposición también se refirieron a este tema y Ríos, no solo recordó que la ordenanza fue acompañada por unanimidad en el recinto, sino que además agregó que “si hubiera existido un Estado Nacional que hubiera llegado a una política económica estable y ordenada, no tendríamos haber aplicado ninguna de estas tasas y no estaríamos hablando de esto”. A su vez, desde el oficialismo argumentaron que desde el 2012 hasta el año pasado no se había actualizado el valor fiscal, “porque llegaban fondos de nación y provincia, y durante los últimos cuatro años todo fue con fondos propios”.

    El edificio municipal.