• Hoy 30 - Zárate - 13° / 15.2°
    • Despejado
    • Presión 1009 hpa
    • Humedad 82%
  • No están dadas las condiciones para que se dicte una prisión domiciliaria a los detenidos por el crimen de Fernando Báez Sosa

    14/4/2020

    Según fuentes judiciales a las que tuvo acceso LA VOZ, el proceso judicial por el asesinato de Fernando Báez Sosa en Villa Gesell por el que están imputados y guardan prisión preventiva ocho jóvenes zarateños se ha vuelto muy lento por el asueto judicial dispuesto ante la pandemia. Los tres jueces de la Sala 1, Susana Darling Yaltone, Luis Felipe Defelitto y Fernando Sotelo no están trabajando en la Cámara como tampoco el personal, por lo cual los abogados de las partes no tienen acceso al Tribunal.
    Esta situación extraordinaria impidió también que se realizaran los peritajes psicológicos y psiquiátrico por lo cual los ocho detenidos fueron trasladados al penal de Melchor Romero. Los mismos fueron postergados hasta que se normalice la situación. Tampoco se pudo realizar los peritajes de ambientación domiciliaria en los hogares para comprobar si las viviendas de los acusados contaban con las líneas telefónicas para ser vinculadas a dispositivos de monitoreo a distancia, una verificación ordenada por el Juez de Garantías que no implica necesariamente que recibirán la prisión domiciliaria.
    En el día de ayer circularon versiones periodísticas que hacían saber que en esta jornada la Cámara se expediría sobre las prisiones preventivas dictadas por el juez de garantías David Mancinelli . Si éstas se ajustan a derecho y si la fiscal Verónica Zamboni -que fue recusada por el defensor de los imputados, Hugo Tomei, ya que cuestiona su actuación en el inicio de la causa- puede seguir al frente de la investigación judicial del crimen.
    Nada se sabe oficialmente si el Tribunal se expediría sobre el otorgamiento de prisión domiciliaria, la que no se podría otorgar sin los estudios ambientales previo. Esta certeza desmiente la versión que se viralizó en redes sociales de que, en virtud de las recomendaciones de la Casación sobre la morigeración de detenciones durante la pandemia de coronavirus, los ocho zarateños serían beneficiados con la prisión domiciliaria. Ninguno de ellos figura en el listado de 662 presos, elaborado por el Ministerio de Justicia bonaerense, que podrían ser beneficiados con la prisión domiciliaria por integrar los grupos de riesgo ante el coronavirus entre la población penal. Los ocho tienen entre 19 y 21 años y no sufren patologías crónicas que deriven en su inclusión entre los grupos de riesgo por el Covid-19.
    Actualmente Lucas Pertosi, los hermanos Luciano y Ciro Pertossi, Ayrton Michael Viollaz, Máximo Thomsen, Enzo Comelli, Blas Cinalli y Matías Benicelli siguen alojados en el penal de Melchor Romero, con prisión preventiva. Otros dos imputados, Juan Pedro Guarino y Alejo Milanesi, fueron beneficiados hace dos meses con la excarcelación, aunque siguen vinculados al proceso.

    CONDICIONES DE DETENCION

    En cuanto a la situación de alojamiento en el penal de Melchor Romero, según este medio pudo informarse, los ocho imputados tienen un régimen excepcional en peores condiciones que los demás presos; salen a un patio durante tres horas por día, y pueden hacer llamados por teléfono de línea (no hay celulares en el penal) para comunicarse con familiares o el abogado defensor. En cuanto a la comida, se mejoró la situación respecto al penal de Dolores. El servicio penitenciario de Melchor Romero tiene un servicio de catering y la comida la reciben en paquetes y es “más comestible”.