• Hoy 20 - Zárate - 6° / 6.3&deg
    • Nublado
    • Presión 1026 hpa
    • Humedad 85%
  • Tareas de limpieza de zanjas y construcción del entubamiento

    22/5/2021

    El municipio de Zárate, a través de la Secretaría de Desarrollo Territorial e Infraestructura continúa impulsando diferentes acciones en el cañadón del ex ferrocarril Urquiza y en el barrio de Villa Florida.
    Desde el mes pasado que diferentes cuadrillas municipales desplegaron diversos trabajos de limpieza en desagües pluviales y zanjones; como parte de una limpieza y mejoramiento integral de todo ese sector de la ciudad. Además, se intervino en tareas de desobstrucción cloacal en calle Bernardo de Irigoyen y San Lorenzo a cargo del área de Servicios Públicos en calle 7 de julio y Dorrego, por ejemplo; donde se desarrollaron tareas de limpieza de zanjones.
    A la par, se están mejorando las terminaciones en las cuadras transversales a San Lorenzo y se comenzaron obras de cordón cuneta.
    “Tenemos a muchas áreas municipales trabajando en conjunto en esa zona y con gran actividad. Así que la idea es continuar con el mismo ritmo”, evaluó la subsecretaria de Infraestructura municipal, arquitecta Yanina Pata.
    Nuevo entubamiento
    A mediados de 2019, la empresa Tawara comenzó una importante obra de desagües pluviales sobre el ex cañadón del ferrocarril Urquiza.
    El costo de la obra ascendía a 60 millones de pesos y se trata de la mayor obra hidráulica que el municipio se propuso hacer ya que no sólo aliviará el conducto existente, y así evitar que colapse la zona baja de la ciudad los días de mucha lluvia, sino que también permitirá que Villa Florida no se inunde con el caudal de agua que baja de la zona oeste y, a la par, se podrá continuar con el Parque Urbano desde Lavalle hasta la Costanera.
    Sin embargo desde octubre de ese año la obra se detuvo, y recién se retomó a principios de este año.
    El detalle de la obra preveía que estos grandes colectores que se ven desde el puente de calle Brown, Justa Lima y Lavalle, sean desagües pluviales entubados y que escurran toda el agua desde el oeste de la ciudad hasta El Bajo mediante tres grandes “saltos hidráulicos”, para aminorar la velocidad del agua que circula, con sus respectivos conductos cubiertos y su posterior entubamiento.
    Esto permitirá la continuación del Parque Urbano en sus etapas 3 y 4 con senderos, bici sendas y equipamiento para poder unir en un gran pulmón verde esta zona de nuestra ciudad.
    La obra consta de 1400 metros lineales de conducto premoldeado de hormigón de 2,20 de ancho por 1.5 de alto. Y la ejecución consta de 3 etapas, la primera desde el río hasta calle San Lorenzo; la segunda desde calle San Lorenzo hasta Justa Lima (donde habrá saltos y cámaras de registro para atenuar el descenso del agua por la barranca); y la tercera desde Justa Lima hasta la Avda. Lavalle.
    “Seguimos avanzando con esta obra que es muy compleja desde distintos puntos de vista pero estamos avanzando a un ritmo de 6 metros diarios, colocando cuatro caños premoldeados por la situación geográfica del lugar. Aparte reformularemos todo el estudio hidráulico actual que tiene siete años y en este tiempo transcurrido hemos detectado un impacto mayor del agua, así que deberemos reforzar el tramo de puente Justa Lima hacia calle Roca”, informó la arquitecta Pata.

    Desde el mes pasado que diferentes cuadrillas municipales desplegaron diversos trabajos.