• Hoy 6 - Zárate - 16.5° / 18.5°
    • Nublado
    • Presión 1011 hpa
    • Humedad 75%
  • Los cien años del Círculo Popular de Cultura (1922 – 17 de enero – 2022)

    17/1/2022

    “Tributo cordial homenaje a las mujeres y a los hombres que trabajan en esta institución para ofrecer nuevos horizontes al espíritu y mejor claridad a la inteligencia. Ellos son los héroes de esta batalla secular contra la ignorancia, contra el prejuicio, contra el error, contra los resentimientos antisociales que libran y ganan en todos los rincones del mundo la civilización contra la barbarie”
    Mario Bravo, agosto de 1929

    En medio de una situación excepcionalmente dramática como es la prolongada pandemia que padece el planeta y de una realidad social y económica agobiante del país, es particularmente auspicioso para la comunidad local a la que pertenecemos, que una institución cultural organizada en torno a una biblioteca popular, pueda celebrar un siglo de prolífica existencia. Los desafíos que presentan actualmente estas instituciones son diversos –entre ellos, la cultura digital – y deben ser asumidos con creatividad para que sean lugares atractivos para todos los públicos y especialmente, para las nuevas generaciones. Sostenerlas, no ha sido ni es poca cosa, porque habla del empecinamiento de aquellos que han considerado a las instituciones culturales una de las fuentes que permiten a los individuos apelar al pensamiento crítico y plural y, construir, de este modo, ciudadanía democrática.
    Ese era el sentir de quienes vivían en Zárate en las primeras décadas del siglo XX en donde el municipio como los partidos políticos y las principales entidades gremiales disponían de una biblioteca. Eran los tiempos en que el libro y la lectura gozaban de consideración social, del mismo modo que lo tenía el mérito logrado a través del esfuerzo y la dedicación personal. Es por esas razones que las bibliotecas populares y obreras en Zárate desempeñaron un papel de importancia como forjadoras de cultura.
    El nacimiento del Círculo Popular de Cultura, realizado en los salones de la Sociedad Argentina de Socorros Mutuos el 17 de enero de 1922, fue el fruto de la inquietud de un grupo de jóvenes entusiastas, entre los que se encontraban Atanasio Polesel (su primer presidente) Washington Desbouts, José Cassagne, Enrique Pécora, Efraín Pérez, Francisco Deleo, Juan A. Rodríguez Negrete, Arturo Desbouts, Juan F. Vega, Enrique Milesi, Francisco Giribaldi, Washington Tuculet, Aníbal Page, Domingo Méndez, Adolfo Frías, Raúl Sautón, Pedro R. Gigena, Lucio Sasso, Miguel P. Gómez y Máximo Pérez Almada. Su primera sede fue muy modesta y estaba ubicada en la calle Belgrano 351 y con posterioridad pasó a un local de la calle Ituzaingó, esquina 19 de Marzo ,donde, para la celebración del sexto aniversario, en 1928, fue inaugurado el busto del patrono, Domingo Faustino Sarmiento, que actualmente preside la sala, obra del reconocido escultor argentino Luis Perlotti.
    Por aquellos años, el crecimiento de la entidad llevó a sus integrantes a emprender la laboriosa tarea de adquirir un inmueble para que se convirtiera en la sede propia. Ello fue posible en 1932, mediante un crédito hipotecario, siendo presidente de la entidad el Dr. Rafael Roldán Vergés. Al valioso material bibliográfico que fue creciendo con el tiempo, se agregaron las conferencias y actividades culturales. En la extensa lista de los ilustres oradores y artistas que pasaron por sus instalaciones merecen citarse Pablo Pizzurno (1923), Carlos Sánchez Viamonte (1926), Alfredo Palacios (1927), Elvira Rawson de Dellepiane (1927), Gregorio Aráoz Alfaro (1928), Mario Bravo (1929), Enrique Dickmann (1931), Enrique García Velloso (1932), Emilio Ravignani (1933), Carlos Obligado (1935), Victoria Ocampo (1940), Juan Pichón Riviere (1946), Raúl Sciarreta (1949), Rafael Alberti (1952), Juan Carlos Castagnino (1952), Horacio Giberti (1953), Antonio Berni (1954), Bernardo Canal Feijoo (1954), Milcíades Peña (1955), Gregorio Weimberg (1956), Silvio Frondizi (1956), Jorge Eneas Spilimbergo (1958), Moshe Dayan (1968), Berta Singerman (1968), Jorge Luis Borges (1968), Jaime Dávalos (1969), Américo Ghioldi (1971), Ignacio Anzoátegui (1972), Cacho Tirao (1972), Alfredo Alcón (2009), Raúl de la Torre (2009).
    Por otra parte, desde 1937, el Círculo Popular de Cultura adhirió a la Universidad Popular “Florentino Ameghino”, que durante décadas ofreció a la comunidad una diversidad de cursos que comprendían idiomas, dibujo, contabilidad, taquigrafía y labores, entre otras.
    Pero fue la inauguración, en 1967, de su sala de teatro, bautizada con el nombre de Vicente Primavera, la que permitió, tras años de esfuerzos económicos y personales, completar los propósitos culturales perseguidos, permitiendo que por su escenario desfilaran artistas nacionales y locales, bandas de música y conferencistas.
    Esta vasta tarea cultural desplegada a través del compromiso de sucesivas generaciones de zarateños puede resumirse en las palabras del prólogo para la edición del libro “Círculo Popular de Cultura 90 años de historia” que nos escribiera, hace diez años, la recordada Nilda Carboni de Palazzoli, quien decía: “Esos ideales eran crear un centro de cultura y fomentar la educación. Esta conjunción de valores abre los espíritus, los ensancha, brinda amplios horizontes y constituyen el principio de la LIBERTAD del hombre”.
    Sea esta breve reseña mi humilde reconocimiento a esta institución entrañable desde mis años de adolescente.
    Por Sergio Daniel Robles

    A %d blogueros les gusta esto: