• Hoy 28 - Zárate - 15.3° / 17.8°
    • Despejado
    • Presión 1014 hpa
    • Humedad 45%
  • Cada vez más gente disfruta de la Costanera Peatonal y el Paseo de la Ribera

    31/1/2011

    Desde que se mudó de la zona norte a la sur en principios de diciembre del año pasado, la gente ha respondido bien a la Costanera Peatonal que se anexa los días domingos al Paseo de la Ribera. Los vecinos disfrutan del espacio público mejorado y de aquellos lugares verdes que el Municipio intenta recuperar.
    Por otra parte, sin embargo, a aquellos que se desplazan en automóvil y que deben desviar su circulación por el camino que se abrió para el tránsito pesado, la Costanera Peatonal le ha permitido observar otro paisaje. El de un sector al que le falta desmalezamiento, recolección de residuos, limpieza, iluminación y otro tipo de intervención municipal.
    A finales del año pasado el director de director de Transito y el director general de Organizaciones y Participación Comunitaria de la Municipalidad, anunciaron la nueva planificación y traslado del Paseo Costanera desde Mitre hasta las cercanías de el Hogar de las Misioneras de la Caridad, buscando que los vecinos encuentren a este lugar como un espacio de descanso, que pueda apreciar más el paisaje que brindan el río, la zona de isla y el puente.
    Para ello se realizaron, además, toda una serie de trabajos extras como el establecimiento de  áreas de estacionamiento para las personas que se aproximen en vehículos y disfruten a pie el Paseo de la Ribera.
    El lugar se ha transformado en un amplio espacio de esparcimiento que la gente aprovecha cada vez que las condiciones climáticas son óptimas, aunque también hay quienes la disfrutan cuando no lo son.
    Ayer fue uno de esos días hasta que el día se puso gris y comenzaron a caer algunas gotas que, sin embargo, no asustaron a quienes disfrutaron del domingo en familia.
    El lugar también fomenta el miniturismo, personas de Campana, Escobar, San Antonio de Areco y Capital Federal, entre otros, se acercan hasta el Paseo.
    Para la mayoría, esta es una propuesta muy positiva debido a que en otras ocasiones no era fácil tomar descanso por los ruidos molestos de los vehículos, la inseguridad que su circulación genera para los más chicos y la poca limpieza. Cosas que, sin embargo, continúan en el sector norte de la Costanera.

    OTRO PAISAJE
    Por otra parte, la Costanera Peatonal en la zona sur ha permitido a la comunidad tomar contacto con otro sector de la ciudad que se mantenía oculto, el que existe entre la Costanera y Villa Florida, contiguo a las vías del ferrocarril.
    Allí, donde se abrió la calle alternativa para el tránsito pesado, los automovilistas pueden observar algunas carencias de servicios que los lugareños ya han solicitado a las autoridades. Entre ellas, desmalezamientos, zanjeos, limpieza, recolección de residuos e iluminación.