• Hoy 27 - Zárate - 31.4° / 31.5°
    • Despejado
    • Presión 1011 hpa
    • Humedad 41%
  • Comerciantes se organizan por el aumento de impuestos en el sector

    21/6/2012

    Cada movimiento generado a nivel nacional, tarde o temprano, tiene su réplica en nuestra ciudad. En esta oportunidad comerciantes están convocando a un “cortinazo” para el próximo miércoles a las 19 horas.
    Al igual que las quejas de comerciantes porteños por las limitaciones a las importaciones, los comerciantes locales que convocan a la marcha también se quejan de esto y piden, en general, un reconocimiento de la crisis económica que está viviendo el país y una reorientación de las políticas estatales.
    Particularmente, notan una importante baja de las ventas acompañada por una creciente presión fiscal. “Aumentan los impuestos, faltan productos e insumos para trabajar a raíz de las trabas a las importaciones, la cadena de pagos está demorada con liquidación de facturas que se difieren, aparecen cheques sin fondos y no hay más créditos. En este marco perdemos clientes y todos los zarateños, en general, están dejando de consumir y de comprar”, expresa el comunicado presentado.
    “Queremos expresar a toda la comunidad lo que sucede en los mostradores de la ciudad. Lo que está afectando a todos los comerciantes chicos. Quizás esto no afecte en San Antonio de Areco o en Capilla del Señor, donde se pueden ver más afectados cuando el campo tiene problemas. Pero Zárate es una ciudad industrial y comercial y la crisis avanza a pasos agigantados. Será una señal de alerta temprana, ante los primeros síntomas acusamos el dolor para que esto se pueda curar a tiempo”, confirmaron.
    Además, denuncian una escalada de delitos y que todo el sector comercial local está afectado por la inseguridad; teniendo que cerrar antes sus puertas, o sea acortando el horario de atención; pagando caras pólizas de seguro por robo; contratando a personal de seguridad; colocando cerraduras eléctricas e instalando sistemas de alarmas que afectan la economía del comerciante. “Hay una superposición de costos por seguridad muy caras que afectan al comerciante. Hoy en día si se quiere poner un negocio se debe pensar en todos estos gastos que antes no estaban”, reclamaron.
    “Se pide un reconocimiento oficial de la crisis y la posibilidad de prorrogar el pago de impuestos, ya que muchos comerciantes no pueden pagar a raíz de la caída de las ventas”, agrega el comunicado.
    Es más, una comerciante recordó que en el mes de abril todos los comercios estuvieron medio mes cerrados por los “feriados puentes”, “pero debemos pagar todo el mes como si hubiésemos abierto los treinta días”.
    Por todo esto, convocan a un “cortinazo”, o sea un cierre de los locales, y una movilización al centro de comercio. A partir de las 19 horas comenzará el cierre de los locales y de allí todos marcharán al centro de comercio para convocarse frente al edificio de la cámara.
    No habrá micrófonos abiertos y solamente se leerá un comunicado con las principales afectaciones que hoy padecen todos los comerciantes locales a raíz de la crisis.
    “No es en contra del Centro del Comercio e Industrias, ni de sus autoridades -aclararon-. Nos reunimos allí porque es la entidad que nos representa. Tampoco esto tiene un fin político ni estamos en contra del Municipio. Solamente queremos mostrar lo que nos está sucediendo. Los problemas que tenemos para trabajar. Es más, convocamos a diferentes áreas del Ejecutivo, al mismo Centro del Comercio, ya que sus autoridades son encargados o propietarios de comercios que también están sufriendo todo esto, a las distintas cámaras de comercio e industria y a todos los comerciantes en general. Habrá problemas en los que deberán recoger el guante autoridades nacionales, provinciales o municipales pero lo importante es mostrarnos unidos ante todo este panorama”, comunicaron los organizadores.
    Muchos comerciantes ya han confirmado su participación y, tras conocerse este comunicado, se colocarán pasacalles y comenzarán a repartir volantes y folletos de adhesión en cada uno de los comercios. “La marcha no es para pedir seguridad, esta es una consecuencia también de todo esto que está sucediendo; sino para explicar las razones por las cuales no podemos trabajar de la mejor manera.