• Hoy 1 - Zárate - 13.5° / 15.2°
    • Despejado
    • Presión 1018 hpa
    • Humedad 76%
  • El Municipio negó avalar usurpaciones

    14/2/2013

    Ayer por la tarde, la secretaria del área de Desarrollo Humano y Promoción Social, Patricia Moyano, estuvo en barrio Reysol en el predio que intentaron usurpar vecinos el lunes por la tarde.
    Este terreno era de Terminal Zárate y fue cedido al Ejecutivo municipal. Se encuentra ubicado entre las calles Pueyrredón, Soler, Pavón y Falucho, en el barrio Reysol, donde la sociedad de fomento de allí tenía pensado edificar un polideportivo y la sede de la entidad fomentista.
    En horas del mediodía brindó una conferencia de prensa en donde dejó sentada la posición del Ejecutivo municipal. “Ese lote es de propiedad municipal, fue obtenido por un canje con la empresa Terminal Zárate y está destinado a la solución del conflicto de desalojo de vecinos del barrio 6 de agosto”, confirmó Patricia Moyano, revelando este nuevo uso que el Ejecutivo le daría al predio.
    “El fin de semana ya teníamos versiones de esta usurpación y actuamos para evitar estas acciones. Por eso descartamos que el municipio esté tramitando instalar una villa allí, ya que no avalamos este tipo de usurpaciones. De la misma manera, ratificamos la posición de este Ejecutivo en brindar lotes con servicios en esos terrenos. Por eso hicimos denuncias en los organismos correspondientes”, expresó Moyano. “No obstante, vamos a iniciar también un censo en el asentamiento ya creado en Reysol, para regularizar la situación dominial de ese otro asentamiento”, adelantó la funcionaria municipal.
    Traslado de vecinos del
    barrio “6 de Agosto”
    Hace tres años que alrededor de 80 familias del barrio 6 de Agosto quieren ser desalojadas por estar viviendo debajo de las líneas de alta tensión que tiene la empresa Transba, firma privada que se encarga del transporte de energía eléctrica de la línea troncal en toda la provincia de Buenos Aires.
    Debido al riesgo que esto significa para todos ellos, esta firma hizo un pedido de desalojo en el Juzgado Federal de Campana (Expediente N° 7964). En dos oportunidades la orden de desalojo logró ser prorrogada por intervención del Ejecutivo municipal, que tras negociar con Provincia de Buenos Aires y la Nación la posibilidad de un soterramiento del electroducto, decidió finalmente aceptar el traslado de las familias a otro predio bajo su programa de lotes con servicios.
    “Ante la orden de desalojo, elevamos una propuesta a la fiscalía de cómo íbamos a dar respuesta al desalojo de las familias de 6 de agosto, que se encontraban debajo de las torres de alta tensión ya que tenemos un plazo específico para la relocalización. Y en eso estamos trabajando, claro que este tipo de usurpaciones no las avalamos y vamos a trabajar en función de ello”, concluyó la secretaria de Desarrollo Humano y Promoción Social municipal, Patricia Moyano.

    Los vecinos del barrio preocupados se reunieron ayer con funcionarios municipales.