• Hoy 29 - Zárate - 15.6°
    • Despejado
    • Presión 1024 hpa
    • Humedad 56%
  • Situación del comercio local: “Es muy difícil una reactivación, vemos un panorama sombrío”

    7/6/2016

    El pasado domingo, la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), publicó en su sitio oficial un comunicado sobre la caída de las ventas minoristas en el mes de Mayo, que registra un desplome del 9,2%, en relación al año pasado.
    Según informaron, sobre un total de 1310 comercios minoristas del país relevados, la excepción la tuvo el rubro de ‘Farmacias’, mientras que el resto de los rubros que componen la oferta minorista presentaron una marcada caída. Así, las bajas anuales más destacadas fueron para los rubros“Electrodomésticos y artículos Electrónicos” (-19,6%);“Bijouterie” (-13,1%);“Materiales para la construcción” (-12,7%);“Bazar y regalos” (-11,9%) y “Ferreterías” (-11,6%).
    Consultado sobre la situación a nivel local, el titular del Centro del Comercio e Industrias de Zárate, Pablo Martin, expresó que la perspectiva “es muy complicada”. “Esto es general, estamos complicados todos. Las problemáticas que estamos teniendo la baja de ventas, el consumo está por el piso y eso nos repercute a todos”.
    La suba de alquileres y el aumento tarifario representa una de los obstáculos que el comercio local debe afrontar desde el inicio de año. “La baja de ventas viene acumulándose desde hace dos años, y desde hace cinco meses venimos mal. La tendencia es a la baja total”, expresó Martin.
    En Zárate, señaló, el primer rubro más afectado es la construcción y la venta de electrodomésticos, aunque destaca que, en el último mes, cayó también el consumo de alimentos y bebidas. “Tenemos la devaluación de diciembre, el aumento de alimentos, el aumento del dólar y nueva devaluación menos pronunciada en febrero, los tarifazos de marzo abril y mayo en luz, agua, y gas”.
    En este sentido, advirtió que a los comerciantes locales (que registraron una retracción similar a la publicada por la CAME, que ronda el 9,2%), no se le presentan otras opciones para afrontar la situación: “Hay que pagar o pagar”. En esta línea, señaló que algunos comercios, que habían logrado un crecimiento en el pasado, debieron replegarse y sucumbir al cierre de sucursales por no poder afrontar los gastos.
    “No creo que haya una reactivación en el segundo semestre porque no están dadas las condiciones; los activos en Argentina están caros. No se está planteando meterle plata en el bolsillo a la gente y no se está planteando que haya inversión, así es muy difícil que haya una reactivación, vemos un panorama sombrío”, planteó Pablo Martin, y expresó: “El mejor escenario posible seria que la venta se sostenga, pero en este escenario no lo vemos así”.

    Programa para paliar la baja del consumo
    La situación, tal como lo define Pablo Martin, es preocupante y el panorama no es prometedor. Ante esta realidad difícil de esquivar, las entidades lanzaron de manera conjunta para Zárate, una promoción para compras en 12 cuotas con tarjetas de crédito, con todos los bancos, y en todos los rubros en los quince días comprendidos entre el 6 y el 19 de Junio.
    “Esto es másamplio que el Ahora 12. Incluye todos los rubros. Nos va a venir bien porque la fecha es particular y le va a dar un empujón al comercio. Según manifestó, el objetivo primordial, es inyectar consumo a nivel local, dado que Zárate es la única ciudad de la zona donde se realizará la promoción: “Nosotros tenemos un solo camino, que es vender más y así buscamos que el consumo caiga menos”.

    Apertura de importaciones y el impacto en el sector Pyme

    En lo que respecta al sector de la pequeña y mediana empresa, el titular del Centro de Comercio e Industrias de Zárate, comunicó en diálogo con LA VOZ que la preocupación también es generalizada: “Hay mucha importación de productos manufacturados, eso nos pega de lleno en la industria local, no se importan las partes, sino el producto terminado. El panorama no es muy bueno”.
    Asimismo, si bien aquellas pymes más afectadas son aquellas ligadas a la construcción (como las pymes de transporte, que han notado una merma en viajes a las obras), Martin señaló que hasta el momento no han cerrado empresas en Zarate, dado que se encuentran ligadas a las grandes industrias de la zona. “Hay una retracción y el momento es complicado. En el comercio lo notamos muy rápido porque es el primer eslabón”.
    Consultado sobre la interacción con el Municipio para poder buscar alguna solución conjunta de cara a la actividad comercial, Pablo Martin sostuvo que las diferencias entre la institución que representa y la Municipalidad en torno a la instalación de Ciudad del Tango, la habilitación de Coppel y la poca celeridad en la obra del Centro Comercial a Cielo Abierto, han generado desgastes en las comunicaciones.
    “Tenemos algunas herramientas que queremos proponer, queremos poner un lugar lindo en Zárate para que la gente consuma acá y no se vaya afuera. Hemos tratado de comunicarnos pero no nos atienden. Hace 19 meses tenemos firmado un convenio, por el momento estamos solos, con el apoyo de las cámaras, pero sin el apoyo del Estado local”, manifestó.

    comercios