• Hoy 19 - Zárate - 9.8° / 10.4&deg
    • Nublado
    • Presión 1025 hpa
    • Humedad 62%
  • Repercusiones de la votación de la Rendición de Cuentas

    2/6/2018

    El arco opositor en el Concejo Deliberante, no logró cosechar los votos suficientes durante la última sesión para desaprobar la Rendición de Cuentas Municipal; si bien los pronunciamientos políticos durante el debate daban la mayoría para que se desaprobara, el devenir de la sesión arrojó un resultado que favoreció al oficialismo.
    “COSAS QUE NO SON VERIDICAS”
    Luego de la sesión especial en la que se aprobó la Rendición de Cuentas presentada por el Ejecutivo Municipal, el concejal de Unidad Ciudadana, Lucas Castiglioni fundamentó su decisión de no acompañar el expediente.
    “Cuando tomé la palabra en el tratamiento del proyecto, expliqué la circunstancias de lo que sucede en Lima, que tiene un presupuesto paralelo al de Zárate. En 2017, el presupuesto total era de $1.090 millones, de los cuales $54 millones estaban destinados a la localidad de Lima”, afirmó, y agregó que, según expresa lo demostrado por el Ejecutivo, de la cifra prevista para la localidad, sólo se ejecutaron $44 millones.
    Al respecto, definió que lo se interpreta como un “ajuste”, se ve reflejado en tareas como mejoramiento en calle, entoscado y zanjeos, “que no es más que el reclamo de los vecinos”.
    “En el cuadro de metas de la Rendición de Cuentas hay un desfasaje y algo que no está claro. No se desarrolló el total del presupuesto y esto deja a las claras que hay varios errores de los funcionarios que estuvieron en la gestión del 2017 al no ejecutar parte de las partidas”, sentenció Castiglioni, quien agregó que también se vieron recortes en áreas como Juventud, Deportes y Relaciones con la Comunidad.
    “Si el Ejecutivo hubiera ejecutado las partidas que tenia predestinada, estaríamos hablando de casi 60 cuadras de tosca en Lima, que es lo que el Municipio le ofrece hoy a los vecinos”, expresó.
    “TENGO QUE VOTAR COMO PIENSO”
    En diálogo con la prensa, el concejal de Cambiemos, Marcelo Matzkin también fundamentó su decisión de abandonar su banca durante el debate, y ausentarse a la votación del expediente.
    “En el Concejo Deliberante tenemos un reglamento interno que nos regula cómo votar, y hubo un fallo del Tribunal de Cuentas donde da determinadas pautas de cómo se debe tratar la Rendición de Cuentas. Nosotros no tenemos la posibilidad de abstenernos, tenemos la posibilidad de votar afirmativo, o sino se transforma en negativo”, explicó el edil, y continuó: “Había dos proyectos para tratar: uno que aprobaba la Rendición de Cuentas del Ejecutivo y la del Concejo Deliberante, y otro que desaprobaba ambos. Los tres concejales que nos levantamos coincidíamos en que no íbamos a aprobar la Rendición de Cuentas del Ejecutivo, pero sí la del Concejo Deliberante. Como no tenemos un proyecto que nos represente, y no tenemos la figura de la abstención, la única forma de no entrar en falta era retirándonos”.
    El levantamiento de sus bancas de los tres concejales opositores (Matzkin, Guelvenzú y Unrein), propició un terreno fértil para que el oficialismo aprobara el expediente, dado que el nuevo escenario, dejaba en mayoría a Nuevo Zárate y sus aliados.
    “Yo estoy acá para manifestar mi postura”, justificó Matzkin, y agregó: “Cómo los demás obtienen los votos, no lo sé. Si de los que estuvieron presentes, la mayoría hubiese votado la desaprobación, se hubiera desaprobado”.
    Tal como ocurrió en oportunidades anteriores, el bloque Cambiemos volvió a mostrar un escisión en la votación, con una marcada diferencia de postura de los concejales que provienen del radicalismo, en contraste de los del PRO.
    “Nosotros pertenecemos a un bloque que tiene un concepto ideológico superior a las posturas individuales que tenemos. Pero no voy a votar como votan los otros tres (Por Gallea, Guehenneuf y Lavié) porque ellos crean que es la forma; yo tengo que votar como pienso. Si a los demás les gusta, bien y sino, hasta que no me echen del bloque, yo estoy acá”.

    El HCD votó la Rendición de Cuentas del Ejecutivo municipal.