• Hoy 21 - Zárate - 14.3° / 14.5°
    • Lluvia
    • Presión 1023 hpa
    • Humedad 92%
  • Intentaron asaltar al ex comisario Diamante

    22/2/2011

    El pasado sábado, cerca de las 20:30 horas, Samuel Bunge Diamante, ex Comisario de la ciudad, fue sorprendido por dos delincuentes armados cuando se disponía a salir de su casa.
    Según relató el propio vecino de 74 años, estaba saliendo del hall de su vivienda, ubicada en Maipú y Suipacha, y fue empujado nuevamente hacia adentro por dos delincuentes quienes, a cara descubierta, lo amenazaban con dos pistolas y le pedían dinero.
    “Lo único que atiné a decirles es que se habían equivocado de casa y que yo era un comisario de la policía. Todo esto, se los decía mientras me apuntaban con las dos pistolas en la cabeza. Entonces uno de los dos delincuentes parece que se asustó y salió corriendo mientras que al otro lo empecé a sacar a los empujones. Luego fui a buscar mi arma y cuando salí a la calle ya no estaban más”, relató el ex comisario Diamante, quien se desempeñó 33 años en la fuerza.
    “No recomiendo para nada adoptar mi actitud ante un hecho así, pero fue lo único que me salió en el momento producto de la bronca y la indignación misma de intentar ser asaltado en mi propia casa. Fue cuestión de segundos y afortunadamente todo salió bien”, agregó.
    De acuerdo a lo comentado, uno de los elementos que posibilitó este hecho fue la falta de luz en toda la cuadra. “Luego del hecho reclamé a la Cooperativa Eléctrica que no había luz en toda la cuadra y que estábamos a oscuras porque el alumbrado público no funcionaba desde Berutti hasta Suipacha. Es más, le comenté que me habían querido asaltar dos tipos armados y que no los había visto por la falta de luz. Después de mi reclamo, a la media hora, ya estaban todas las luces prendidas nuevamente. Así no se puede vivir, en qué país estamos. A la mayoría de los vecinos del barrio ya les pasó algún hecho similar y nadie hizo nada”, dijo indignado.
    “Cuando fui a la comisaría también me atendieron mal, me tomaron la denuncia pero nadie se acercó a mi domicilio para constatar el hecho o investigar lo sucedido. Soy un ciudadano que paga sus impuestos y no puedo creer que estén pasando delitos de esta naturaleza”, reclamó el ex comisario, quien hace 22 años pasó a retiro. Como corolario del hecho, Diamante fue al hospital porque se enteró que quince minutos después del intento de robo sufrido en su vivienda, una motocicleta y un automóvil chocaron violentamente en la esquina de Maipú y Suipacha.
    “Me dirigí al hospital porque me informaron en la comisaría del accidente de una moto y un auto y yo sabía que los delincuentes se habían fugado en moto. Entonces quise ver si eran los mismos que me asaltaron, quería ver si los podía reconocer. Habré estado esperando en el hospital como media hora pero nadie me quiso atender y me fui. La verdad es que estoy muy enojado e indignado por el trato que recibí de la policía y cuando fui al hospital. Además, sigo preocupado porque a todo el barrio le ha pasado hechos similares y nadie hace nada por la seguridad de los vecinos”, concluyó Samuel Bunge Diamante.